El Búho

Política y Cultura desde Arequipa Perú.

Se fue el “Hay festival”

Bryce

En la maravillosa película de Woody Allen, Medianoche en París, Oscar al mejor guión en el 2012, un escritor en crisis llega a la ciudad. Caminando por la bellas calles y, mientras suenan las campanas anunciando la medianoche, un auto lo recoge para llevarlo por un mundo de fantasía literaria. Vagando por los clubes de los años veinte se encuentra con personajes como Ernest Hemingway, Gertrude Stein, Scott y Zelda Fitzgerald, Pablo Picasso, Salvador Dalí, Luis Buñuel, el torero Belmondo; cada noche desfilan genios de la pintura, del teatro, el cine, la literatura, la poesía. La película es bella, no solo por la fotografía de una ciudad como París, sino que la historia es tan increíble que siempre he pensado cuánto me gustaría que un día me pasara lo mismo.
Así iba escribiendo novelas, creando personajes teatrales y caminando por el mundo, cuando me pasó lo mismo que al protagonista de aquel film, solo que no era medianoche, fue durante cuatro días, y tampoco era París, era Arequipa.
Durante el Hay Festival me tomé una copa de vino blanco con Alfredo Bryce Echenique, tuve una interesante conversación con Alonso Cueto, me encontré a Renato Cisneros, con quien hablamos de su actual vida en Madrid y de la nueva novela sobre su tatarabuela. Poco después vi a Gastón Acurio en la puerta de su restaurante rodeado de picanteras de Cuzco que vinieron exclusivamente a escuchar la conversación sobre el futuro de la cocina en el Perú, un análisis muy profundo de la situación social de los pequeños agricultores, pescadores artesanos y cocineros de cocinas tradicionales. Le tomé una fotografía al fotógrafo de los escritores, Daniel Mordzinski, hablé en francés con el premio nobel de la paz Ahmed Galai de la liga tunecina de derechos humanos, escuché a Laura Restrepo hablar de sus procesos creativos. Mis héroes y heroínas literarias estaban allí, al alcance de la mano; la calle hablaba, llena de gente que iba de un lugar al otro con sus pequeños programas, buscando las conversaciones, preguntando quién era el siguiente escritor o escritora, mientras aquellos firmaban sus libros que podías encontrar en las librerías montadas en los teatros.
Por primera vez en la plaza San Francisco sucedía una feria del libro independiente. La ciudad estaba tomada por el intenso y creativo Hay Festival, del cual el escritor italiano Alessandro Baricco ha dicho:
“Esta es una ocasión muy bella, tanto para los escritores como para el público. Usualmente donde hay mucho intelectual no hay alegría, pero el Hay Festival siempre está lleno de alegría y por eso me encanta venir. Cuando hablo con mis colegas escritores siempre les digo que vayan, que tienen que ir porque hay muchísimos festivales en el mundo pero muy pocos son divertidos y bellos”.

Este año las cifras han sido mucho más impresionantes que el anterior:

18 230 asistentes
2 867 entradas para estudiantes
116 invitados
35 voluntarios
170 periodistas acreditados
4 ruedas de prensa
120 entrevistas pactadas
15 países
220 rosas regaladas

Los invitados han declarado entre otras cosas:

“He vivido una gran experiencia asistiendo a este segundo Hay Festival en Arequipa. Me parece que es un gran hallazgo esta ciudad para una actividad como esta, múltiple e intensa, muchísimo público con excelentes participantes, con un gran interés, tanto de los que participan como de los que llegan a escuchar porque tienen la oportunidad de opinar, de manera que este es un gran éxito y espero que se siga repitiendo”.

Sergio Ramírez

“Me parece una ocasión maravillosa el haber estado en esta organización tan perfecta y en una ciudad tan increíble como Arequipa donde todo ha funcionado muy bien y las conferencias han estado concurridas”.

Margo Glantz

Hay Festival es un encuentro de las artes, letras, música, gastronomía… con un aire relajado y amigable, de gran cercanía con el público. En esta ocasión, Arequipa confirmó que es un gran escenario, tierra fértil para el pensamiento. Larga vida para Hay Festival Arequipa

Clara Elvira Ospina

“Yo creo que el Hay debería quedarse en Arequipa porque la gente viene muy entusiasmada y se va muy entusiasmada, como algo que ha valido la pena. Es una cosa hecha por amor al arte, a la literatura, creo que en Arequipa se podrá hacer siempre festivales muy importantes”.

Alfredo Bryce Echenique

“Este festival es un punto de atracción no solamente por la charlas extraordinarias que se dan o los autores tan destacados, sino porque es una experiencia única”.

Fernando Ampuero

Un importante rol fue cumplido por redes sociales que fueron contagiando el entusiasmo del festival a miles de jóvenes que abarrotaban las instalaciones de los locales donde se desarrolló; hasta el presidente tuvo que venir al evento más importante de la cultura de los últimos años en nuestro país, ha sido una buena lección de organización, entusiasmo, literatura, poesía, teatro, buena charla, pero sobre todo cultura que tanto necesitamos.

El historiador Jorge Bedregal me dijo:
El Hay Festival implica dar una dimensión humana, directa y sin mayor adorno, al mundo intelectual contemporáneo. Las conversaciones con aquellos que reflexionan, escriben y transmiten sus visiones y sentimientos, sus creaciones y propuestas; dan un panorama mucho más entrañable e impactante y los espectadores hemos podido conocer o revalorar sus aportes. Algunos de los visitantes eran desconocidos para muchos de nosotros, pero gracias a su participación nos hemos podido imbuir en su obra, que muchas veces está lejos de lo oficial. La ciudad en estos vertiginosos días de Festival ha podido conocer a dos premio Nobel de la Paz reflexionando acerca de la urgencia de la democracia, de dibujantes que con su humor colocan temas polémicos en la mesa para hacernos meditar, de escritores que transmiten verdaderos universos complejos y maravillosos, de cronistas que han pasado por todos los horrores de la guerra… en otras palabras, nos invitaron a imaginar el mundo. De nosotros depende hacerlo.
¡Hasta el próximo hay festival. Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *