Mutis entre autoridades de la universidad Católica

La Revista

Presumiblemente debido a la publicación de El Búho, días después, el pasado 23 de  noviembre, el Consejo Universitario de la Universidad Católica Santa María acordó unánimemente destituir al docente José Fernando Rivas Velásquez, principal denunciante  de estas irregularidades por “no observar conducta digna, entre otros”.

Luego, en sesión del 9 de diciembre, acordaron respaldar al rector Alberto Briceño Ortega  con el argumento que, en el año 2005, “la Comisión Permanente de Asuntos Académicos,  Capacitación y Perfeccionamiento del Consejo Universitario, dictaminó por la legitimidad de la tesis presentada para el Doctorado, determinando que ésta no es plagio y son dos  trabajos de investigación diferentes”.

Ante las evidencias del plagio (ver cuadro anexo con más pruebas), así como la evidente  manipulación del debate suscitado en 2005 en el Consejo Universitario, bajo la batuta de  Julio Paredes, que terminó liberando a Briceño de responsabilidad por supuesta prescripción del hecho, cabe buscar explicaciones a este blindaje en otros hechos.

Contradictoriamente con lo anterior, el Consejo Universitario que integran los 3  vicerrectores y los Decanos de las 12 Facultades de la UCSM, termina su comunicado ratificando que esta instancia “se mantendrá firme en la búsqueda de la excelencia  académica y profesional para el compromiso social”. Casi una burla…..

…Lea el artículo completo en la edición impresa

  1. calato dice:

    Asi trabajan las mafias al interior de las universidades peruanas.

    Apestan… apestan pal carajo.

  2. Jorge Gmo. Machicao Pereyra dice:

    ES MUY TRADICIONAL DE ESTOS “PERSONAJILLOS” HACIENDO MONADAS Y SIRVIENDO DE ‘ENCUBRIDORES’, ACÁ NO CABE PRESCRIPCIÓN Y MENOS EN UN CENTRO CATÓLICO EN QUE LO PRIMA ES LO ÉTICO. ASI ES QUE LA CON CLUSIÓN ES AL REVÉS: EL QUE FUE BOTADO DEBE REGRESAR Y LOS QUE LO BOTARON DEBEN SER E X P U L S A D O S!!

  3. concepcion adlih dice:

    ¡La CORRUPCIÓN está por doquier! Para un VERDADERO AREQUIPEÑO significa FALTA DE ÉTICA y BAJEZA PROFESIONAL al DESPEDIR DE SU TRABAJO a una persona CAPAZ DE ENFRENTAR A LA MAFIA, cuando DEMOSTRÓ una VERDAD, QUE SUCIAS ESTÁN LAS INSTITUCIONES EN EL PERÚ. ¡LLEGÓ A AREQUIPA!

Deja un comentario

(no será publicado)

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE