El Búho

Política y Cultura desde Arequipa Perú.

Dolorosa crónica de una tragedia familiar

La fábula de las 3 hermanas o la historia de los tíos verdugos

Las golpeaban con mangueras y las metían en un balde. Una fue atada del cuello, ahorcada y luego lanzada a un silo. Quedó hemipléjica. Las otras dos, tienen las manos y los pies quemados. Se resistían a ser agredidas sexualmente. Lo peor es que no se trata de un relato ficticio, lo único fabulado son los nombres. Hoy, finalmente sonríen. El sol ha salido para ellas, aunque no sabemos por cuánto tiempo.

El astro brilla, sí. Pero, intempestivamente, la oscuridad de los años anteriores, sufridos en el Pedregal,  acentúa momentáneamente una sombra en sus rostros. Se ve el dolor a través de ellos. Aun viendo sus  cicatrices y quemaduras es imposible entender cómo tres pequeñas niñas pudieron ser salvajemente agredidas por su propia familia. Para contar su historia les llamaremos A, J, y An. Las tres hermanas fueron  rescatadas; y ahora, conocen el amor, la seguridad, la alegría. Ríen. Se esfuerzan por sobrevivir. Saben que deben continuar.

Que lo que les pasó, por muy pequeñas que sean, deben dejarlo atrás. Al final, como dice Paola  Gonzáles,gerente general del albergue Paz Perú (Casa Isabel) tienen que comenzar a ser niñas, por primera vez. Extrañamente, la tragedia de “J” salvó a sus hermanas. La primera vez que Paola Gonzáles la vio, “J”  estaba internada en el hospital Honorio Delgado.  Llegó a ella junto a las voluntarias del nosocomio  quienes, con las mamás de otros niños, habían descubierto la soledady el estado de abandono de la menor  de 3 años….

….Lea el artículo completo en la versión impresa
o
Descargue aquí la versión digital

Comentarios de Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *