Aprovecharán efectos del cambio climático para generar electricidad

Noticias

Buscan convertir los efectos del cambio climático en oportunidades para la región. Los participantes del proyecto “Gestión del cambio climático” identificaron oportunidades a nivel regional para la adaptación al calentamiento global.

Una de las propuestas del proyecto es el aprovechamiento de energías renovables no convencionales. El potencial de la energía solar en Perú es el mayor en el continente, y Arequipa es la región del país con mejores condiciones para ello.

Con un promedio de 5.2 kWh/m2 en promedio, la energía fotovoltaica supone un fuente potente y renovable. Según expuso el gerente de la Autoridad Regional Ambiental de Arequipa (ARMA), Benigno Sanz, estas condiciones habilitan al autoabastecimiento como un modelo de negocio rentable para el sector empresarial.

Actualmente se encuentran analizando mecanismos financieros para facilitar el cambio de matriz energética. Por ello, el Gobierno Regional evalúa promover líneas de crédito para inversión en energía limpia y evitar barreras económicas.

En nuestra región ya existen instituciones que han complementado su consumo energético mediante la matriz fotovoltaica. Entre ellas se cuentan al Colegio San José, la empresa Majes Tradición y diversas Mypes.

El aprovechamiento de la energía solar no es ajeno a Arequipa. En el 2011 se estimó que el 94% de las termas solares del país estaban en la ciudad. Respecto al uso fotovoltaico, las empresas locales CS Majes y CS Repartición producen 20 megavatios cada una. En opinión de Sanz, con la inversión adecuada, la producción de energía fotovoltaica incluso podría ser comerciada.

MÁS LLUVIAS EN MENOS TIEMPO

Las temporadas de precipitaciones se verán modificadas por el cambio climático. Gustavo de la Cruz, representante de Senamhi, explicó que las lluvias estarán concentradas entre diciembre y febrero. Mientras que entre septiembre y octubre las aguaceros se reducirán, especialmente en las zonas altas.

La variación también cambiará las cuencas de la región. Caplina – Ocoña reducirá su caudal, contrario al incremento en otras. Se estima la disminución del 10% hacia el 2050, dentro de la variabilidad evaluada. Por otra parte, la cuenca Camaná – Majes presentará un incremento del 30% del rendimiento hídrico.

En consecuencia, se determinó la necesidad de incrementar el almacenamiento de agua, aumentándose en 20 millones de metros cúbicos por año. Se identificó la necesidad de instalar servicios de regulación hídrica en los distritos de Polobaya, Yanque, Tuti, Caylloma, Viraco, Pampacolca, Chachas y Orcopampa.

COOPERACIÓN SUIZA

El proyecto “Gestión del cambio climático” se gestó mediante cooperación internacional. La Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (COSUDE) contribuyó con 3 millones de dólares por año. Los otros integrantes fueron el Ministerio del Ambiente y el Gobierno Regional.

Los resultados presentados son parte de la primera fase del proyecto. En la siguiente etapa se promocionará la inversión a mayor escala mediante proyecto de agua y energía renovable. Además se fortalecerá el ARMA y las capacidades en alianza con las universidades y actores sociales.

El proyecto es piloto en la región andina. Se desarrolla un trabajo similar en la región Ucayali. Los resultados serán extendidos a otros países de la región y el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE