El Búho

Política y Cultura desde Arequipa Perú.

Estos viejos tan jóvenes

Hasta 2010, la mención de José Luis Sampedro no me decía casi nada. En uno de mis viajes a Madrid hacia la década del 80’, había comprado dos novelas suyas, buscando expresiones de la novela española contemporánea: El río que nos lleva(1961) y El caballo desnudo(1970). Estaban bien escritas en el castellano que les sale del alma a las gentes de Castilla y anexos, limpio, con términos muy propios y bien armado. No me gustaron, sin embargo. Era costumbrismo actualizado y, la verdad, me reafirmaron en la creencia de que la novela en España estaba en un plano inclinado, hacia abajo, desde que Cervantes escribió Don Quijote de la Mancha como una encubierta imprecación contra la España de su tiempo.

En 2010 Stéphane Hessel escribió su folleto Indignez-vous ¡(¡Indignaos!) del que se hicieron en seguida numerosas ediciones. Stéphane Hessel tenía entonces 93 años. Era judío, había nacido en Berlín y combatido contra el nazismo. Como delegado del Gobierno Francés había participado, como secretario, en la redacción de la Declaración Universal de Derechos Humanos, que aprobó la Asamblea de las Naciones Unidas en Paris el 10 de diciembre de 1948. En su folleto recordaba: “El motivo de base de la Resistencia era la indignación. Nosotros, los veteranos de los movimientos de resistencia y de las fuerzas combatientes de la Francia Libre, llamamos a las jóvenes generaciones a darle vida, transmitir la herencia de la Resistencia y sus ideales. Nosotros les decimos: tomen el relevo, ¡indignaos! Los responsables políticos, económicos, intelectuales y el conjunto de la sociedad no deben renunciar, ni dejarse impresionar por la actual dictadura internacional de los mercados financieros que amenaza la paz y la democracia.”

(Di cuenta de este llamamiento en mi comento ¡Indignaos! O, si lo prefieren, ¡indígnense!, 8/9/2011).

Muchos jóvenes, que no tenían el rostro tatuado por el conformismo, la codicia y el deseo de corromperse, comprendieron, se unieron y salieron a las calles, y sus voces límpidas, enérgicas y frescas resonaron en las ciudades.

Sin ninguna vacilación, tomó esta bandera en España José Luis Sampedro, otro joven de 93 años, y convocó a multitudes de jóvenes a indignarse.

José Luis Sampedro cobró, entonces, para mí, otra dimensión: era el rumor de una avalancha aún lejana, anunciando su inminente llegada.

Stéphane Hessel falleció el 27 de febrero de 2013 y José Luis Sampedro el 8 de abril de 2013. Pero sus voces los supervivieron en la historia.

Por una cadena de enlaces que comenzaron con una filmación de José Luis Sampedro en youtubeEl sistema capitalista se muere,volví a escucharlo hoy. De allí salté a sus respuestas en una entrevista al periódico digital Jot Downpoco antes de partir, lógicas, convincentes y necesarias.

 Nos enseñan —creo— algo que debemos aprender.

Entrevista por Jot Down:

http://www.jotdown.es/2013/03/lo-que-domina-a-la-gente-es-el-miedo-y-se-trata-de-que-el-miedo-cambie-de-bando/

El sistema capitalista se muere:

(https://www.google.com/url?hl=es&q=https://www.youtube.com/watch?v%3DcWILinEPi0c&source=gmail&ust=1523466791732000&usg=AFQjCNEIqMTHJrw_Sf4WK4pvWrQwQMHGcg),

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *