La I renace de sus escombros

La Revista

El conductor de la excavadora se detuvo por un momento frente al edificio. Miró hacia atrás esperando alguna indicación, que no llegaba. Era como ese comercial de pintura en el que demolían una casa por error.

A pedido del público periodístico que aguardaba, el conductor preguntó rápido y de mala gana ¿lo tumbo? Pero no esperó que nadie le respondiera y lo tumbó nomás. Nadie vino a decirle “esa no es”. Y así, sin más, empezaron a caer los escombros del centenario Pabellón Sur del Colegio Independencia Americana.

Apenas unos 40 minutos antes se había firmado el contrato para que la empresa Jast Srlt inicie la construcción de la nueva infraestructura de la emblemática institución educativa que durante tres años funcionó casi en ruinas.

La acelerada acción de la constructora venía a derrumbar no sólo las antiquísimas instalaciones de la I, sino también a intentar sepultar entre escombros la suspicacia de los estudiantes que durante tres años se sintieron “mecidos” por el gobierno. La anterior constructora, Pérgola, cobró por la totalidad del trabajo, pero lo abandonó a la mitad. El caso está en investigación….

Lea el artículo completo en la edición impresa o descargue la versión digital: [purchase_link id=”46821″ style=”” color=”” text=”Comprar con Paypal”]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE