¿Profesión?: “Dios”

El regreso

médicos

¿Alguna vez han tenido un ser querido internado en un hospital y han buscado desesperadamente que el médico encargado les de noticias sobre el estado de salud de su familiar y se han encontrado con un sujeto que apenas les presta atención o que murmura desganado un par de frases incomprensibles que no satisfacen nuestra curiosidad?

¿Por qué razón los profesionales de la medicina en el Perú se creen una suerte de dioses a los que hay que rogarles para que nos dirijan la palabra, y cuando buenamente acceden a hablar lo hacen caminando sin siquiera detenerse a mirar a los ojos a los desesperados familiares?

¿Por qué los médicos parecen siempre mirarnos desde la altura de un pedestal, como si ellos no estuvieran a nuestra altura?

¿Qué tiene que pasar por la cabeza de la mayoría de ellos para que se sientan con el poder suficiente como para elevarse a las alturas y desde allí mirarnos de reojo como si fuéramos personas de quinta categoría o insectos de poca importancia?

¿Es que el hecho de caer enfermo nos reduce a la mínima expresión y ellos sienten que nuestro futuro está en sus manos y pueden hacer lo que quieran sin informar a los familiares sobre el estado del paciente?

¿Por qué esperan a que los familiares los persigan y les rueguen por una explicación, cuando son ellos los obligados a informar con claridad y transparencia?

¿Es que el contacto con la muerte los insensibiliza al extremo de perderle el interés a la vida de sus pacientes y de cómo se sienten los familiares?

¿Cree que siendo más distantes del mundo terrenal son más importantes y es así que se convierten en “eminencias”?

¿Es que haber estudiado ocho o diez años los convierte en seres “superiores” a los que no hay que importunar con preguntas?

Podría seguir haciendo preguntas en torno a la conducta que asumen la mayoría de médicos sobre la relación con los pacientes y los familiares de éstos y llenar esta columna de ellas; y aun cuando la mayoría son como los descritos líneas arriba, hay por supuesto gratas excepciones, pero son pocos. Ojalá tuviéramos profesionales de la salud con la suficiente sensibilidad para entender la tragedia que vivimos los familiares que tuvimos la desgracia de tener a alguien querido en manos de estos médicos.

 

También puedes ver

No se encontraron resultados

Una respuesta a “¿Profesión?: “Dios””

  1. Jacinto Encinas dice:

    Oiga y verifique, despues de una semana hay menos muertes en Hospitales y sitios en huelga de matasanos! De la que se salvó la abuela!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE