Cortes de luz

El regreso Avatar

velas

Desde que tengo uso de razón, los cortes de luz nos han acompañado como parte de la vida cotidiana y claro, hace cincuenta años, era comprensible, no teníamos la capacidad generadora y Arequipa era una ciudad con poca demanda de energía eléctrica y los electrodomésticos apenas asomaban en algunos domicilios; y la migración y la modernidad hicieron de la ciudad una metrópoli que requería de una mayor atención del servicio.

En los años 80, durante los gobiernos del arquitecto Fernando Belaunde Terry y de Alan García Pérez, se construyó la Central Hidroeléctrica Charcani V que aprovecharía los recursos hídricos del río Chili y la diferencia de nivel entre la represa de Aguada Blanca y las estribaciones del Volcán Misti, era realmente un megaproyecto y claro, suponíamos que con eso tendríamos asegurada la energía por muchos años; dependiendo del recurso hídrico y de las eventuales sequías.

Craso error. Los cortes de luz siguieron afectando a la población como si aun siguiéramos con nuestra viejita central termoeléctrica de Chilina, que durante años se batió dando energía a los arequipeños y creo que hasta ahora lo hace; sin embargo no terminamos de entender por qué siguen efectuándose cortes de luz si tenemos una gran central hidroeléctrica que nos aseguraría energía por muchos años.

Un amigo, más enterado que yo, me contaba que esos cortes de luz obedecen fundamentalmente a que se tiene que hacer mantenimiento y a que la población arequipeña sigue creciendo y hay que abastecer a cada vez más gente, y su explicación tiene coherencia y todos creemos que es así; sin embargo hay algo que no cuadra, pues nos hemos pasado la vida entera sufriendo los consabidos “cortes de luz”, algunos inesperados y otros programados y no terminamos de entender si es por las razones que nos dan.

Lima es una gran ciudad donde el crecimiento poblacional es muchísimo mayor que el nuestro sin embargo no hay cortes de luz, son muy raros y normalmente obedecen a algún accidente que se resuelve a las pocas horas. La pregunta es: ¿Por qué en Arequipa seguimos sufriendo los cortes de luz?

Seguro la Sociedad Eléctrica del Sur Oeste (SEAL) y Egasa tienen una explicación técnica que los pobladores no terminamos de entender, pero no es normal que por “mantenimiento” y/o por el crecimiento poblacional se tengan que hacer los cortes de fluido eléctrico; porque eso pasa en todas las ciudades del mundo y no hay esos famosos cortes de luz que ya forman parte de la tradición arequipeña. Seguimos en la época de la carreta.

 

También puedes ver

No se encontraron resultados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE