Fin de fiesta para Guillén

Aquel lunes 6 de julio, el juez Mandred Vera Torres, del juzgado de investigación preparatoria de Paucarpata, había demorado cerca de dos horas en explicar y fundamentar su inédita decisión. Al filo de las 10 de la noche anunció prisión domiciliaria por 6 meses para el expresidente regional, Juan Manuel Guillén Benavides, quien hasta hace pocos años fue el líder indiscutible de la política arequipeña. El twitter registró entonces una nueva tendencia con su nombre y la reacción general fue de asombro. Todos estaban sorprendidos, excepto el propio Guillén.

La Revista Avatar

GuillenOcurre que, aunque no llegó a trascender, la solicitud de prisión preventiva para quien fuera por ocho años presidente regional, cuatro años alcalde provincial, y 10 años rector de la Universidad Nacional de San Agustín, además de otros cargos menores en la UNSA, había sido solicitada hace más de un año por el fiscal supraprovincial especializado en delitos de Corrupción, Hamlton Castro Trigoso.

Este fiscal jugó un papel importante en la desactivación de la mafia instalada en el gobierno regional de Ancash, con César Álvarez a la cabeza, ocasión en la que inició una serie de investigaciones en varios gobiernos regionales, cuyos presidentes iban cayendo, uno a uno, en prisión. El siguiente -lo dejó saber a sus adjuntossería el presidente regional de Arequipa, Juan Manuel Guillén.

El reportaje titulado, ¿qué pasa en la región Arequipa?, que emitió el programa periodístico “Cuarto  Poder” el 1 de junio de 2014, había llamado la atención nacional sobre una administración regional que por años venía siendo objeto de denuncias a media voz y muchas otras que durmieron el sueño de los justos en los escritorios de funcionarios de la Contraloría y de la propia…

Lea el artículo completo en la edición impresa

También puedes ver

No se encontraron resultados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE