Dime por quién votaste y te diré quién eres

Columnista invitado Jorge Rendón Vásquez

 

 

Las motivaciones de los electores que prefirieron a Keiko Fujimori en la primera y en la segunda vuelta van desde una predilección primaria suscitada por su rostro siempre sonriente, parecido al de muchas peruanas mestizas e indias y adornado con ropas típicas, hasta la idea de una voluntad autoritaria capaz de poner en su sitio a los “cholos” que protestan y meter en la cárcel de por vida a los delincuentes; y desde la esperanza de muchos en las capas populares de seguir recibiendo gratis bolsas con alimentos y enseres para el hogar hasta las ventajas que podrían obtener con su gobierno quienes le financiaron una parte de su campaña: empresarios, políticos oportunistas y presumiblemente blanqueadores de dinero.

Pedro Pablo Kuczynski organizó su campaña en torno a la defensa de la democracia y a su experiencia y conocimiento de la administración del Estado y de los negocios, con serenidad y apartando las exageraciones.

En las democracias, basadas en el voto individual y secreto de los ciudadanos, no es posible saber por quién votaron, salvo que lo digan. A lo más, se puede inferir sus tendencias por las ofertas de los candidatos, la propaganda y simpatía de estos, las declaraciones de los dirigentes de los grupos políticos y el análisis de los resultados de la votación.

Es lo que trataré de hacer, valiéndome de las cifras oficiales de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE).

Los electores hábiles fueron 22’901,954.

Según la Constitución Política sólo se cuentan los votos válidos, para cuya determinación al total de votos emitidos, o de las personas que fueron a votar, se le restan los votos en blanco y los nulos o viciados.

En la primera vuelta (10/4/2016), se obtuvo:                                  %

Votos emitidos

18’734,130

100.00

Votos en blanco

2’225,449

11.88

Votos nulos

1’168,538

6.24

Votos válidos 15’340,143  

 

De los votos válidos, los grupos competidores admitidos obtuvieron las siguientes cifras:

%

Fuerza Popular: Keiko Fujimori

6’115,073

39.86

Peruanos por el Kambio: P.P. Kuczynski

3’228,661

21.05

Frente Amplio:Verónika Mendoza

2’874,940

18.74

Acción Popular: Alfredo Barnechea

1’069,360

6.97

Alianza Popular (Apra-PPC): Alan García

894,278

5.83

Democracia Directa: Gregorio Santos

613,173

4.00

Frente Esperanza: Fernando Olivera

203,103

1.32

Perú Posible: Alejandro Toledo

200,012

1.30

Progresando Perú: Miguel Hilario

78,870

0.49

Partido Político Orden: Ántero Flores-Araoz

65,673

0.43

Total de votos válidos 15’340,143

100.00

 

En la segunda vuelta (5/6/2016) votaron 18’333,427, es decir 400,703 menos que en la primera vuelta (2.33% menos). La distribución para determinar los votos válidos fue la siguiente:

Votos emitidos

18’333,427

100.00
Votos en blanco

149,476

0,815

Votos nulos

1’042,944

5,689

Votos válidos

17’141,007

 

 

Se observa que hubo menos votos en blanco y nulos que en la primera vuelta. Se podría suponer que 2’075,973 electores que votaron en blanco en la primera vuelta decidieron votar por alguno de los candidatos en la segunda (2’225,449 – 149,476 =2’075,973). Asimismo, de 1’168,538 electores que viciaron su voto en la primera vuelta, 125,594 votaron en la segunda por alguno de los candidatos (1’168,538 ­– 1’042,944 = 125,594). Los votos en blanco y nulos de la primera vuelta, que se habrían convertido en válidos en la segunda, fueron 2’201,567 (2’075,973 + 125,594 = 2’201,567). Esta cifra indica: a) que la consigna de votar en blanco o de viciar el voto en la segunda vuelta sólo fue acatada por un número ínfimo; y b) que muchos electores que votaron en blanco y viciaron su voto en la primera vuelta, habrían ayudado en la segunda a decidir la elección final.

En la segunda vuelta la distribución de los votos válidos entre los dos candidatos que llegaron en primero y segundo lugar en la primera fue la siguiente:

%

Peruanos por el Kambio: P.P. Kuczynski 8’591,802

50.124

Fuerza Popular: Keiko Fujimori 8’549,205

49.876

 

Pedro Pablo Kuczynski, que obtuvo 3’228,661 votos en la primera vuelta, necesitó 5’363,141 votantes adicionales en la segunda (8’591,802 – 3’228,661 = 5’363,141). Keiko Fujimori, que obtuvo 6’115,073 votos en la primera vuelta requirió 2’434,132 votantes adicionales en la segunda vuelta (8’549,205 – 6’115,073 = 2’434,132).

¿De qué electores de los grupos participantes en la primera vuelta los obtuvieron?

La respuesta, que sólo puede ser aproximativa, resulta de las declaraciones de los dirigentes de los demás grupos, de inferir las preferencias de los electores que votaron por esos grupos en la primera vuelta y de la posibilidad de que los electores hubieran mantenido sus tendencias en la segunda vuelta. Así se tendría:

Electores que en la primera vuelta prefirieron a los siguientes grupos que, se podría suponer, votaron en la segunda por Pedro Pablo Kuczynski:

Peruanos por el Kambio: P.P. Kuczynski

3’228,661

Frente Amplio:Verónika Mendoza

2’874,940

Frente Esperanza: Fernando Olivera

  203,103

Perú Posible: Alejandro Toledo

  200,012

Total de estos grupos

6’506,716

Votos en blanco y nulos de la primera vuelta que podrían haberlo apoyado en la segunda

2’085,086

Total de P.P.Kuczynski en la segunda vuelta

8’591,802

 

Electores que en la primera vuelta prefirieron a los siguientes grupos que, se podría suponer, votaron en la segunda por Keiko Fujimori:

Fuerza Popular: Keiko Fujimori

6’115,073

Alianza Popular (Apra-PPC): Alan García

894,278

Acción Popular: Alfredo Barnechea

1’069,360

Progresando Perú: Miguel Hilario

78,870

Partido Político Orden: Ántero Flores-Araoz

65,673

Total

8’223,454

Votos en blanco y nulos de la primera vuelta que podrían haberla apoyardo en la segunda

325,751

Total obtenido por K.F. en la segunda vuelta

8’549,205

 

Es posible que cierto número de militantes y simpatizantes de los grupos intervinientes haya preferido una opción distinta, pero su porcentaje no alcanzaría a desvirtuar las tendencias indicadas.

El proceso electoral de 2016 fue el de mayor suspenso en la historia política del Perú. Pedro Pablo Kuczynski estaba practicamente eliminado luego de la primera vuelta, y hasta unos días antes de la segunda Keiko Fujimori le llevaba en las encuestas hasta un 4% de ventaja, y sonreía, ahita de triunfalismo y desdén por su oponente. Sorpresivamente, los recuentos inmediatos aproximados luego de la segunda elección le dieron a Pedro Pablo Kucsinski una ventaja de hasta 3% que Keiko Fujimori, sin poder creerlo y alarmada, fue acortando dramáticamente hasta que se llegó al 100% del recuento total, y Kuczynski ganó por 0.258%. La ONPE tuvo que acudir a las centésimas para establecer la diferencia exacta.

John Locke, el gran ideólogo inglés de fines del siglo XVII, había dicho que la democracia es el gobierno de la mayoría. Y esa mayoría podría ser en el límite de un voto, el voto de cualquier ciudadano, que es tan respetable como el de cualquier otro, puesto que todos somos iguales ante la ley.

Otro cuento es determinar por qué los electores votan como lo hacen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE