Sector Educación sin dinero para reconstrucción de colegios de Caravelí

Noticias Avatar

Los colegios afectados por el sismo de enero último, en Caravelí, no tienen fecha de reconstrucción. El motivo es la falta de presupuesto en el sector, informó este martes el gerente de Educación, Guido Rospigliosi.

Guido Rospigliosi informa sobre planes de recuperación de clases.

Guido Rospigliosi informa sobre situación de colegios de Caravelí

Pese a que el Gobierno Nacional se comprometió a atender las instituciones dañadas, la falta de fondos impide concreatarlo. Según Rospigliosi, el Ministerio de Educación se comprometió apenas a revisar los expedientes de los colegios afectados en Acarí y Bella Unión.

Empero son 14 instituciones educativas de Caravelí que necesitan renovar sus edificaciones, tras quedar con severos daños.  Hasta el momento se han instalado 32 aulas prefabricadas para que los estudiantes tengan donde estudiar este año.

 Esperan aulas desde el 2001

No obstante, la respuesta del Gobierno puede ser incluso más lenta. Hasta el momento no se ha podido atender a los colegios que también fueron afectados por el terremoto de 2001, en Arequipa. Tampoco han recibido atención los colegios de Caylloma, tras el sismo de 2016.

Agregó que el Minedu entregó 11 millones de soles al Gobierno Regional para atender el mantenimiento de las escuelas. No obstante, recalcó que este dinero no puede ser invertido en la construcción de nuevas edificaciones. Solo puede ser utilizado en el pintado de aulas, renovación de instalaciones eléctricas, mejoramiento de mobiliario escolar, entre otras necesidad menores.

Evalúan falta de textos

Otro problema que enfrentan es la falta de textos escolares. Rospigliosi manifestó que los estudiantes de las escuelas construidas recientemente no tienen materiales.

“En La Joya, todos los centros de educación inicial que se crearon en el 2016, arrancaron con niños de  4años. En el 2017 con niños de 5 años. Y este año ingresan a primer año, pero para ellos no hay textos”, afirmó.

Esta semana los directores de las instituciones educativas deberán reportar el saldo de textos faltantes y sobrantes para redistribuirlos. De existir un déficit, varios colegios tendrán que verse en la necesidad de buscar una solución rápida y práctica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE