Regiones: entre lluvias y traspaso de mando

Columnista invitado Alan Fairlie

El país está siendo azotado por las lluvias, lo que ha llevado a declarar en emergencia buena parte de regiones del territorio nacional. Son los efectos agravados del cambio climático, frente al cual el Perú es uno de los países más vulnerables. Esto exige la necesidad de extremar medidas de prevención para no tener que concentrarnos en la atención de emergencias y la reconstrucción, “con o sin cambios”.

Nos sorprende en medio de la ejecución incompleta de obras para reparar daños de la emergencia anterior (que no llega al 50% de presupuesto asignado), con una implementación heterogénea entre regiones. Las medidas y labores de prevención se han ejecutado a medias, muchas veces las alertas de los órganos técnicos y científicos no fueron escuchadas por los políticos, o los gobiernos salientes no hicieron la tarea de forma óptima.

Es así, que los nuevos gobiernos regionales, legitimados en las urnas, están afrontando una emergencia que no se esperaban, en medio de cambios de los cuadros de gerencia y gestión, con las lógicas complicaciones. En ese contexto, y con la experiencia acumulada, son las Fuerzas Armadas las que sobresalen con un trabajo prolijo para atender la emergencia.

La décima edición del GORE Ejecutivo, se realizó el pasado 21 y 22 de febrero. La agenda estuvo centrada en la atención de las emergencias; así como en la lucha contra la violencia de género, la desigualdad de género, así como en el establecimiento y seguimiento de acciones públicas para la promoción del desarrollo sostenible de los territorios de la Amazonía.

En el marco de este encuentro, el Director general del Instituto Nacional de Defensa Civil (Indecí); señaló que los gobiernos regionales y locales cuentan este año con un financiamiento total de 619 millones de soles, correspondiente a la partida presupuestal 068-2019 sobre “Reducción de la Vulnerabilidad y atención de emergencias por desastres”. Asimismo, aquellos departamentos que gozan de canon   y/o regalías, pueden utilizar hasta el 20 % de las mismas ante casos de emergencias.

El presidente Vizcarra, señaló que una de las prioridades de su gestión es el fortalecimiento y financiamiento del proceso de descentralización, desde un enfoque territorial. En ese sentido, resaltó que los gobiernos regionales tienen un rol trascendental para garantizar el desarrollo de sus regiones, siendo necesaria la articulación con actores locales, públicos y privados, a fin de construir y gestionar su agenda de desarrollo regional.  Además, destacó que es importante unir esfuerzos intergubernamentales e intersectoriales en aras de implementar los proyectos planificados.

Ese enfoque es positivo, pero la descentralización necesita recursos para ejecutarse, y los avances deben ser mayores, lo que supone romper el centralismo fiscal que celosamente guarda el MEF. También hacer caso a la demanda de los gobiernos regionales, de evitar la duplicidad con los organismos de los ministerios en regiones, debiendo tener primacía las unidades de los gobiernos regionales.

Deseamos la emergencia pueda ser superada con el aporte de todos, y que los nuevos gobernadores puedan implementar sus programas de desarrollo. Al gobierno recordarle que cumpla con sus promesas, lo que implica revisar las políticas de competitividad y productividad, que para empezar, no tienen la dimensión territorial pregonada por el Presidente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE