Presentan obra completa «Texao» de Juan Guillermo Carpio Muñoz

Son siete mil veinticuatro páginas agrupadas en catorce tomos en homenaje a la Ciudad Blanca y su cultura popular

Libros El Búho

Más de dos décadas le tomó a Juan Guillermo Carpio Muñoz procesar 14 mil fichas de la historia, tradiciones, costumbres de la picantería y relatos de la ciudad que crecieron al pie de Misti. Las resumió en siete mil veinticuatro hojas que están agrupadas en 14 tomos. La obra presentada póstumamente es una ampliación de “Texao, Arequipa y Mostajo. La Historia de un Pueblo y un Hombre”. La edición fue presentada en el auditorio Wiilliam Morris de la Universidad Católica de Santa María, al conmemorarse 70 años del onomástico del desaparecido arequipeñista.

Carpio Muñoz señaló que Francisco Mostajo fue como la flor del Texao, la más rebelde.  Fue un hombre que quiso a su tierra no por lo que es, sino por lo que debería ser y que jamás se doblegó ante una espada uniformada, ni a la razón del tinterillo. En el libro Texao, el investigador  relata que Mostajo, en su vida, fue en contra del sistema, fue silvestre y solitario.

Por amor a la tierra 

El año 2015 Juan Guillermo decidió reeditar esta obra con una serie de nuevos aportes, respecto al periodo entre 1779 y 1911. Asimismo, sobre las incidencias históricas entre 1911 y 1980.

La Universidad Católica Santa María le dio prioridad al proyecto porque en las 14 mil páginas del Texao se encuentra la historia y tradiciones de un pueblo. Así, la publicación estará a disposición de las nuevas generaciones y quedará perennizada en el tiempo.

“Le entregaremos a Arequipa un extraordinario regalo y nos encargaremos de que en el Perú esta obra sea leída y comentada, porque el trabajo de Juan Guillermo Carpio Muñoz es esencial para consolidar la historia y tradiciones culturales de la Región, siendo una obra notable en su tipo”.

Alberto Briceño, rector de la UCSM

Durante la presentación de los textos, el sociólogo y ex director de la Biblioteca Nacional, Hugo Neyra Samanez, señaló que la obra de Juan Guillermo Carpio Muñoz, puede ser calificada como una enciclopedia. Esto porque no solo aborda temas de historia, sino también tradiciones y parte de la cultura popular arequipeña que debe ser conocido por todos los peruanos.

Hugo Neyra en la presentación de la reedición de Texao

La Universidad Santamariana, invirtió más de 100 mil dólares en pagar los derechos y cubrir la edición de los 14 tomos. De los primeros doce, se imprimirán mil ejemplares, considerando que los volúmenes XIII y XIV fueron denominados “El Texao Esencial”. Es un resumen de los libros anteriores, y de cada uno de ellos se imprimirán 500 ejemplares, explicó el Vicerrector Administrativo de la casa  marianista, Jorge Luis Cáceres Arce. Él fue uno de los integrantes del equipo a cargo de la  publicación de la obra.

El contenido del Texao

En el tomo I del Texao, Juan Guillermo Carpio relata el arquetipo del arequipeñista. En los tomos II y III,  revela cómo afrontaron la Ciudad Blanca y sus autoridades la Guerra con Chile, la actuación de Nicolás de Piérola y del héroe Andrés Avelino Cáceres.

En el IV aborda el cambio de siglo y el inicio del año 1900, así como relata el nacimiento de los partidos políticos en Arequipa, como fueron las agrupaciones: Demócrata y el partido Independiente, donde militó Francisco Mostajo Miranda. También explica cómo es que se vivió el primer partido de fútbol realizado en Arequipa el 10 de marzo de 1901, entre los clubes Libertad y el Atlético.

En los tomos V y VI, el autor revela el impacto del gobierno de  Leguía  y cómo se desarrolló la familia Goyeneche, el apogeo del ferrocarril y cómo es que Tingo se convierte en un centro de esparcimiento de las familias más acomodadas de la época. Además, revela la guerra del chocolate en Arequipa, entre La Ibérica y la compañía D’Onofrio.

En el VII,  explica la construcción de  la primera casa antisísmica de  Arequipa, que  fue de propiedad de Manuel Vinelli, dueño de la embotelladora Socosani  y donde funcionaron sus oficinas ubicadas en lo que hoy es la avenida Parra; en esta casa años más tarde, doña Dora Llosa Ureta,  alumbraría al nobel  arequipeño, Mario Vargas Llosa.

En el tomo VIII, el autor narra la celebración del cuarto centenario de la fundación de Arequipa y es a partir  de 1940  que  nacen las festividades como  el tradicional Corso  de la  Amistad y  festivales de  danza  que hoy subsisten  y que  conocemos como  Festidanza.

Segunda mitad de siglo

En el IX, habla del gobierno de Manuel A. Odría. Mientras que en el décimo aborda los terremotos que azotaron a la Ciudad Blanca y la destrucción de la capital de la Región; es  a partir de ese año que se producen las invasiones a terrenos baldíos por parte de la población que requería una vivienda. En el tomo XI, el arequipeñista aborda la reforma agraria en Arequipa y cómo más de mil 500 familias  se beneficiaron con la  medida  que dio el General  Juan Velasco Alvarado.

 En el XII, el autor presenta un libro basado en fotografías de los hermanos Vargas, de lienzos y pinturas de ilustres arequipeños como Teodoro Núñez Ureta; dedica una sección a la caricatura denominada Trazos y Risas, donde toma el aporte de Omar Zevallos Velarde.

 Cabe resaltar que el décimo tomo es el más extenso debido a que tiene 818 páginas. Los catorce libros del “Texao, Arequipa y Mostajo. La Historia de un Pueblo y un Hombre”, están ilustrados con dos mil fotografías.

publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Búscanos en FacebookTwitterInstragram y YouTube

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE