Tía María: el escenario previo a la llegada del premier Salvador del Solar

División entre dirigentes y cambio de funcionarios en la PCM agregan incertidumbre a la negociación

Regional Avatar
Premier Salvador del Solar llega al Valle de Tambo para abrir mesa de diálogo por Tía María
El último 20 de junio se desarrolló una paralización en contra del proyecto minero Tía María

El presidente del Consejo de Ministros, Salvador del Solar, visitará esta semana el valle de Tambo. La mirada está puesta en el conflicto social que provoca la potencial instalación del proyecto cuprífero Tía María en el lugar. La llegada del alto funcionario se produce en un escenario complicado. Un sector de la población ha retomado las protestas ante la inminente autorización final al proyecto de Southern Perú.

Salvador del Solar llegará para instalar una mesa de diálogo en el que abordarán el proyecto Tía María. La fecha y lugar del encuentro aún no han sido fijados.

Sin embargo, para los opositores el asunto está más que concluido. “Tía María no va” porque es un proyecto que atentará contra la agricultura y el medio ambiente. En más de una ocasión han hecho notar su desconfianza al Estudio de Impacto Ambiental (EIA) del proyecto. Están convencidos de que la minera tomará aguas de la cuenca del Tambo para sus operaciones y no del mar como afirman. También creen que los desechos de la mina contaminarán el valle que es netamente agrícola. El único diálogo que aceptarán será para tratar la falta de proyectos en la provincia de Islay, una promesa postergada desde el 2015.

Así lo evidenciaron el último jueves 20 de junio con la paralización de 24 horas que acataron más de mil personas en el valle de Tambo. Agricultores, obreros y pobladores marcharon por las calles de Cocachacra, Dean Valdivia y Punta de Bombón. La movilización suspendió las labores escolares y restringió el transporte interprovincial. Después de cuatro años, el escenario volvía a repetirse.

La presidenta de la Junta de Usuarios de la Ensenada – Mejía – Mollendo, Mary Luzmila Marroquín, fue concluyente al señalar que el valle de Tambo no aprobará Tía María. Mostró su desconfianza hacia la mesa de diálogo convocada por el gobierno, pues “nunca se han concretado las propuestas”. Por su parte, el vocero del Valle de Tambo, Miguel Meza Igme, manifestó que estarán dispuestos al diálogo siempre que sea para tratar la problemática de Islay. Pero de insistir con el proyecto, la población se autoconvocaría para iniciar un paro indefinido.

No obstante, también se evidencian diferencias entre estos dirigentes. Desconfianza mutua e incapacidad para establecer una agenda concreta, impiden designar un vocero para el diálogo.

Medida cautelar para suspender proyecto

Mientras la tensión se agudiza, el presidente de la Junta de Usuarios del valle de Tambo, Jesús Cornejo, ha preferido tomar medidas legales. En dialogó con El Búho, informó que presentaron una medida cautelar para paralizar la entrega de la autorización. Fue presentada el último miércoles ante el Catorce Juzgado Contencioso Administrativo de la Corte de Lima, donde se ventila una demanda de nulidad contra dos resoluciones administrativas expedidas por el Ministerio de Energía y Minas a favor de Southern Perú.

El proceso se instaló en el 2016 y hasta ahora no ha sido resuelto. Según explicó Jesús Cornejo, la demanda se presentó al hallar diferencias entre la documentación presentada por Southern Perú y la información que se consigna en el informe que aprueba el EIA, el cual fue elaborado por la Dirección General de Asuntos Ambientales Mineros.

“El procedimiento administrativo que han llevado para la aprobación del Estudio de Impacto Ambiental no coincide con las resoluciones, son otros documentos, otros informes”, expresó.

Previamente, el 12 de julio de 2018, el Ministerio de Energía y Minas declaró infundado el recurso de revisión que planteó la Municipalidad de Dean Valdivia, bajo los mismos argumentos. Así, ahora será la instancia judicial la que decida el futuro del valle.

Mesa de diálogo por Tía María

Por su parte Raúl Molina, viceministro de Gobernanza Territorial de la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM), en entrevista con El Comercio, consideró que la instalación de la mesa de diálogo es un paso más en el proceso de solución. Indicó que la PCM ha sostenido, durante semanas, comunicación directa con las autoridades locales y regionales de Arequipa sobre Tía María. 

“Ahora lo que vienen son los detalles operativos para poner en práctica un proceso de diálogo en el Valle de Tambo. Existe la principal demanda de afianzar los recursos hídricos y desde hace mucho tiempo está el proyecto de Paltiture. Pero no siempre los proyectos están aislados de contextos más complejos y este está justo en una zona de controversia limítrofe. No obstante, hemos logrado sentarnos a trabajar una metodología”.

Raúl Molina, viceministro de Gobernanza Territorial

No obstante, dentro de la PCM se han suscitado últimos cambios de equipo. El lunes 17, se publicó en el diario oficial “El Peruano” la resolución de cese del entonces secretario de Gestión Social y Diálogo, José Antonio Caro Meléndez. En su lugar ingresó José Miguel Florez.

Caro Meléndez estuvo a cargo de la gestión de conflictos en la PCM desde junio del 2014. Fue una de los funcionarios más reconocibles en la gestión y abordaje de este conflicto, desde el 2008. Las razones de su salida fueron personales, explicó en su carta enviada al jefe de la PCM.

El exfuncionario le dijo a este medio que el Gobierno debe priorizar la relación intercultural con las comunidades y que se trabaje juntos por las metas. No obstante, existe incertidumbre por este cambio, pues podría generar retrasos en el diálogo.

publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales: 

Búscanos en FacebookTwitterInstragram y YouTube

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE