Investigadores de la UNSA encontraron 6 variedades de uva propias de la región Arequipa

Demandó 3 años de trabajo en valles de Arequipa, Castilla, Condesuyos, La Unión y Caravelí

Sociedad El Búho

Un grupo de investigadores de la Universidad Nacional de San Agustín de Arequipa se dedicó a determinar las características morfológicas y moleculares de las variedades de uva que se producen hoy en los valles de la región. Así, esperaban determinar si cambiaron a lo largo del tiempo.
La Magister Roxana Bardales Álvarez, quien encabeza este grupo de trabajo, informó que encontraron 6 variedades de uva nuevas; es decir que se producen solo en los valles arequipeños, y que están dedicadas a la elaboración de vinos y piscos.


A la región Arequipa, los españoles trajeron entre otras la variedad “listan prieto” originaria de la isla de Tenerife. Probablemente fue la que mejor se adaptó a las condiciones del suelo, el clima y el agua. Tradicionalmente es conocida como uva negra, o como negra criolla.

Gracias a esta investigación ahora podemos afirmar que se trata de uva negra criolla “arequipeña”. Durante 50 años la polinización y el replantado de las semillas permitió que se desarrollaran las nuevas variedades.

Investigadora Roxana Bardales

La investigación

El equipo de trabajo liderado por Bardales Álvarez, llevó las muestras de uva recolectadas desde Vitor hasta Caravelí y desde Majes hasta Chaucalla, a los laboratorios del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria de Mendoza (Argentina). Allí se analizó el ADN de las uvas. Así se determinó que en la región Arequipa existen por lo menos 6 variedades propias.

En los valles de Caravelí y Castilla estas uvas son empleadas en la elaboración de vinos y piscos, mientras que en La Unión exclusivamente en la elaboración de vinos.
El equipo de trabajo está integrado por Luis Cuadros Fernández, Eduardo Ramos Cárdenas y 5 investigadores junior. Se inició el año 2016 con la identificación de los valles que serían parte de la investigación. El 2017 iniciaron la recolección de muestras y la geolocalización de las cepas. Y ahora se obtuvieron resultados.

La investigación financiada por la UNSA con 250 mil soles, permitirá además la publicación de artículos científicos para que la comunidad internacional conozca las variedades encontradas en la región. Además, las nuevas cepas ya están registradas en el banco del INTA Mendoza.

Fuente: Oficina de imagen institucional de la UNSA

publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales: 

Búscanos en FacebookTwitterInstragram y YouTube

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE