Serie fotográfica “París Quotidien” de J. Segura

En Paris Quotidien la fotografía se transforma en el espacio íntimo de lo inabarcable. El hombre como pequeño cosmos muestra su fragilidad a los ojos del espectador.

Fotografía El Búho

En carne viva experimentamos el escozor de una escena que nos recuerda demasiado lo que somos, pero que a la vez no tiene nada que ver con nosotros.

Paris Quotidien

La multitud, el conglomerado se combina con el rostro cubierto y al descubierto que aparece o nos da la espalda.  Nos vemos frente a la desmitificación del mundo que se convierte en la belleza más primaria, más escalofriante: que la realidad es una miniatura.

Lo constatamos en las fotos, podemos palparlas y poseer una verdad encogida para nosotros, como un souvenir de la Torre Eiffel, vuelta manejable, insoportable, graciosa, espeluznante, bella.

La imagen atrapa el momento donde el hombre, el ser humano, es solo eso, un hombre; los detalles que nos separan del resto, son los mismos que nos unen al mundo. Lejos de la naturaleza, el hombre tiene la capacidad del disfraz, de la sonrisa imperfecta, de la expresión inenarrable que nos hace tan bestiales, pero nos acerca tanto a la inmortalidad.

El espacio parece necesitar del hombre, del ritual de su presencia, solitaria y conjunta, de los cuellos torcidos en el metro atrapando instantes secretos, espacios insólitos que no podemos compartir. La fotografía se convierte en la imposibilidad de habitar la misma representación, la soledad en compañía, la compañía en soledad. Lo mismo que nos conmueve, nos asusta: el amor, la intimidad adolescente, la osadía de lo anormal.

Observamos y nos damos cuenta que la belleza traspasa tanto lo grotesco y lo doloroso, como la sonrisa y el encantamiento de olvidar al ojo expectante, al otro; la mirada vacía se llena de imágenes, y volvemos sobre nosotros mismos. “París quotodien”  es una geografía que poetiza los parpadeos incesantes del que está viendo.

II

París, la ciudad luz, la ciudad del amor, y tantos afortunados eufemismos con el que ha sido rotulada acaso una de las ciudades más culturales y turísticas del mundo, queda develada en esta serie que le quita la purpurina y le echa una sombra concreta a través de sus personajes. Paris Quotidien habla del cotidiano y las abismales diferencias.

Una propicia escala de grises que le arroja un batacazo al glamour de esta ciudad ya solo estancado en su superficie; puesto que París Quotidien es una nueva mirada a esta dimensión musulmana, argelina, africana, turca, etc. Así, éste es el rostro más visible para los ojos del fotógrafo y de la gente conocedora de la verdadera realidad que deduce la antropología social de París.

Finalmente, las fotografías de la muestra proponen su propio significado al romanticismo parisino y los poemas jamás escritos sobre un cosmos ensombrecido.

Síguenos en nuestras redes sociales: 

Búscanos en FacebookTwitterInstagram y YouTube

publicidad

Una respuesta a “Serie fotográfica “París Quotidien” de J. Segura”

  1. Avatar JOSE ZÚÑIGA CAHUAS dice:

    Donde, cuando?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE