La larga lista de despropósitos en torno a la Variante de Uchumayo

Considerada una de las obras más costosas por kilómetro cuadrado, tiene un largo historial de cuestionamientos que involucran a todas las autoridades que han ocupado el sillón regional

Reportaje Avatar
arequipa variante de uchumayo cuestionamientos despropositos

Más allá del cóndor y el león, las últimas cuatro autoridades regionales tuvieron problemas para gestionar la Variante de Uchumayo. Durante años, el principal ingreso a Arequipa fue objeto de intervenciones de distinta magnitud, pero que concitaron dudas por decisiones cuestionables. En cambio sirvió para múltiples actos de proselitismo político, de todas las autoridades que se han sucedido en el sillón regional.

La primera intervención se realizó en la gestión de Daniel Vera Ballón (2003-2006). Se hizo en el cruce de la Variante con la avenida Fernandini, en el ingreso al distrito de Sachaca. Los trabajos consistieron en la construcción de un puente y un paso a desnivel. Requirió una inversión estimada en 3 millones de soles.

No tardaron en aparecer cuestionamientos a la edificación. La obra no contaba con drenaje pluvial. Durante las temporadas de lluvias, el desnivel se convertía en una poza. También se criticaba el diseño de la parte superior, que generaba problemas en los giros de los vehículos. No cumplió ni 20 años de servicio y fue demolido a finales del 2016.

El calvario de la Variante

Juan Manuel Guillén sucedió a Vera Ballón en el Gobierno Regional de Arequipa (GRA) y en su afán de hacer obra en este sector. En los 6 primeros años de su mandato doble, la Variante de Uchumayo permaneció sin intervenciones. La situación cambió en los dos últimos años de su gestión, cuando intempestivamente sacó el proyecto de la chistera.

La nueva Variante de Uchumayo se construiría en tres tramos. Guillén completó el primer tramo para el final de su administración, en 2014, aunque no pudo inaugurarla por falta de tiempo. Se necesitó una intervención de 82 millones de soles. Sin embargo, menos de 2 meses después de su apertura, la flamante construcción “hacía agua”.

Las lluvias del 2015 revelaron las deficiencias en la construcción. El sistema de drenajes era deficiente y colapsó en varios puntos. El zanjón se inundó por las lluvias, mientras en la parte superior los locales comerciales soportaban el embate de las aguas de precipitaciones mezcladas con los desagües.

PUEDES VER:  Ladrillo Sindical del Sur: claves de la investigación contra los dirigentes

También se conoció que la mayor parte del presupuesto de la obra se utilizó para pagar la expropiación de terrenos. De los 82 millones invertidos, 26 se destinaron al pago de predios.

Inercia administrativa

El ingreso de Yamila Osorio al GRA tampoco cambió la dinámica negativa en la Variante. La exgobernadora recibió el proyecto sin presupuesto aprobado para los tramos siguientes. A pesar de los cuestionamientos que la consideraban un elefante blanco, decidió continuar con la obra. En el cuarto trimestre del 2016 cuando, tras el ofrecimiento de financiamiento desde el gobierno central, se reiniciaron los trabajos en la vía.

La administración Osorio arrancó con el tramo III, que comprende el sector entre el Óvalo de Pampa de Camarones y puente San Isidro. Se necesitaron 119 millones de soles para la construcción. Los problemas no se hicieron esperar y llegaron en forma de ampliaciones de plazo y partidas presupuestales.

Los retrasos se incrementaron tras conocerse los casos de corrupción de Lava Jato y Club de la Construcción. La concesionaria, Ingenieros Civiles y Contratistas Generales S.A. (ICCGSA), socia de Odebrecht, se vio envuelta en casos de corrupción y detuvieron la obra. Finalmente, el GRA resolvió el contrato con la constructora y asumió los trabajos en la modalidad de administración directa. Esto no solucionó los problemas, ya que tuvieron que negociar con los trabajadores impagos que dejaba ICCGSA, que paralizaron los avances hasta enero del 2018

Aún con el tramo III inconcluso, la gestión de Yamila Osorio inició los trabajos en el tramo II, que comprende el sector entre Pampa de Camarones y la vía de evitamiento. La intervención inició en los primeros meses de 2018, pero tuvo que paralizarse por abundantes filtraciones de agua en las excavaciones.

PUEDES VER:  Arequipa: Distritos solo ejecutaron la mitad de su presupuesto 2019

Los estudios de suelo de la obra estaban mal hechos. Según se conoció, no se validaron presencialmente y se hicieron en función a simulaciones. En el expediente técnico se consignaba que las filtraciones recién aparecerían pasados los 15 metros de excavaciones. La realidad demostró lo contrario, cuando el líquido afloró en zanjas de solo 4 metros de profundidad.

El percance obligó al GRA a contratar nuevos estudios para superar el impase, además de nuevas paralizaciones en los trabajos. También provocó un incremento presupuestal, que pasó de 119 millones de soles hasta los 126 millones. Por todas esas razones, Yamila Osorio tampoco pudo inaugurar la nueva Variante.

Aún no fragua

La Variante tuvo sus propias complicaciones en lo que va de la gestión de Elmer Cáceres Llica. El nuevo gobernador recibió la obra encaminada y prometió completarla para finales de julio. La fecha se retrasó unos días, y se anunció que se entregaría para el aniversario de Arequipa.

Varias de las decisiones del gobernador fueron duramente criticadas. Días antes de la fecha fijada, se dispuso la implementación de murales y altorrelieves en la obra. Los añadidos necesitaron una partida presupuestal de externa de 600 mil soles. La colocación no estuvo exenta de dificultades por la falta de pagos a los artistas a los que se encomendaron.

En vísperas del aniversario de Arequipa se apuraban los trabajos para la inauguración de la vía. En estas circunstancias, el obrero Héctor Valderrama Rodríguez fue atropellado por un tráiler cuando ayudaba en los trabajos finales. El accidente comprometió una de sus piernas.

La apertura de la Variante se hizo a medias. Si bien la vía principal estaba operativa, quedaban pendientes las vías auxiliares. Varios consejeros regionales consideraron que se trataba de una obra inconclusa. Ante las críticas, Cáceres Llica se abstuvo de organizar un acto de inauguración y solo procedió a la apertura del carril central.

PUEDES VER:  "Los Correcaminos del Sur II": ¿Por qué concedieron libertad a 12 de 16 investigados?

Luego, a los problemas mencionados se sumó un informe de Contraloría que reveló rajaduras en el puente peatonal de Fátima, falta de uniformidad en el puente Circunvalación y dudas en las pruebas de carga en tres puentes. También se advirtió de falencias en el sistema de drenaje.

El cóndor y el león

La guinda en el pastel fue la decisión de colocar un cóndor de 3,80 metros de alto en el ingreso de la Variante. En un primer momento, se indicó que el ave reemplazaría la estatua del león (colocado en la gestión de Guillén Benavides), lo que fue duramente criticado en redes sociales.

El GRA se apresuró en desmentirlo e indicaron que el león se retiró para labores de mantenimiento. Asimismo, se informó que serán acompañadas de una estatua de un puma andino y una serpiente. Estas últimas, junto al león, completan la trilogía andina que dará la bienvenida a los que llegan a la ciudad, junto al león de «Arequipa, Tradición y Futuro».

Los trabajos se han encomendado a 30 artistas arequipeños, sin embargo, se desconoce cuánto costarán las estatuas. Trascendió que se necesitarían alrededor de 2 millones de soles.

Siete años después de iniciada la construcción, la Variante de Uchumayo sigue sin completarse. Una obra que provocó incomodidad en la población de cuatro distritos y que aún desconocen cuándo volverá la normalidad a sus actividades. Los incrementos de presupuesto y plazos de ejecución, perjudicaron a toda la población y todo parece indicar que no hay justificación suficiente para una obra sobredimensionada por el populismo de nuestras autoridades.

NOTA DEL EDITOR

ACTUALIZACIÓN: Luego de difundirse la información que las estatuas costarían 2 millones de soles, el GRA emitió un comunicado para aclarar la inversión requerida. En el pronunciamiento se indica que las esculturas tendrían un valor de 110 mil soles. Del mismo modo, señalaron que se rigen por el marco normativo de Invierte.pe. Se realizó una adjudicación simplificada, mediante convocatoria abierta, con la buena pro a favor de Raúl Yanqui Yucra.

Síguenos en nuestras redes sociales: 

Búscanos en FacebookTwitterInstragram y YouTube

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE