Los proveedores de la cuarentena

La Revista

La razón por la que no se pudo mantener el confinamiento, tiene que ver estrictamente con el sustento diario para cubrir las necesidades alimenticias.

Y en esto, la pandemia fue democrática: todos debían alimentarse, los  afortunados y los que no lo son. El hambre rondó a todos, y los trabajadores de los mercados, siendo esenciales, se volvieron más importantes aún.

Riesgo de contagio, miedo a la pobreza, necesidades apremiantes, fueron captadas por el lente de un periodista que también tiene una historia por contar…

Lea el artículo completo descargando la Edición Digital de este número aquí

Suscríbete a La Portada, el boletín diario de noticias de El Búho. ¡Es gratis!

* campos requeridos

 

Los comentarios están cerrados.

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE