Un Atlas Ambiental para Arequipa

"plantea propuestas para un uso racional del suelo y del agua, así como de la localización de parques urbanos y de aprovechamiento de las torrenteras en agricultura urbana"

Confesión de parte
Arequipa

Después de veinte años, gracias al esfuerzo y a la destacada capacidad técnica del PhD Carlos Zeballos Velarde, Arequipa finalmente cuenta con un excelente Atlas Ambiental, valioso documento para su desarrollo, principalmente en lo que concierne al potencial y los problemas de sus recursos naturales y socio ambientales. Concluye pues una iniciativa de atlas iniciada en 1999, donde participó como maestrista, y plasmó en un ensayo básico de poco más de 40 páginas; y que lamentablemente quedó archivado sin publicarse por desidia de las autoridades municipales.

Gracias al apoyo de la Universidad Católica Santa María, la persistencia y amplio conocimiento de Carlos Zeballos culmina con la edición de un bello libro; instrumento no sólo académico, sino también de gestión ambiental. Este Atlas actualizado se publica en una moderna edición de más de 300 páginas en formato A3, en papel couché y a todo color, con la colaboración de  textos de varios especialistas, abordando diversos aspectos. Zeballos aborda la realidad ambiental con metodología sistémica que permite comprender los componentes del medio y sus relaciones en el espacio geográfico de la provincia; agrupando éstos en tres grandes áreas: el medio natural, el medio construido y el medio socio cultural.

Un logro de Zeballos en el análisis y descripción de los componentes del medio es su complejidad, expuesta en forma sencilla, didáctica y profusamente ilustrada; así como la innovación en abordar aspectos inéditos en otros tratados. Precisamente sobre las ilustraciones y gráficos, el autor es probablemente el profesional más versado en sistemas de información geográfica, SIG, en Arequipa; y esta capacidad se expresa en una profusa y bien documentada cartografía, matizada con gráficos y excelentes fotografías.

Sobre las innovaciones está la dinámica ambiental, expresada en el proceso de evolución histórica de Arequipa y en las relaciones entre campo y ciudad. Otros aspectos inéditos en este Atlas son las particularidades del fenómeno urbano, como su centro histórico, la cuenca urbana del Chili, el transporte, el paisaje, los aspectos climáticos de la ciudad, los volcanes, sus parques y áreas verdes, etc., todo lo cual incide en una visión prospectiva de la situación ambiental, de sus causas y de sus tendencias, y que tiene un valor documental muy importante para la planificación  urbana. En ese sentido, por ejemplo, el estudio de la hidrogeomorfología  del territorio metropolitano conduce al autor al enfoque de las torrenteras sobre las que se posa la ciudad, en un ensayo teórico práctico sobre “Costuras urbanas”.

No podemos dejar de resaltar el valor informático del proceso evolutivo del área  urbana de la ciudad versus la evolución del área rural de la metrópoli, expresados con mucho rigor, cuyo análisis denota una relación inversa de expansión del suelo urbanizado en detrimento del área cultivada. De este fenómeno resaltamos los siguientes datos: en 1944 el suelo urbano era 7% ocupando 635 has y el área rural 93%; en 1980 el área urbana era 26,6% y el área rural 73,4%; en el 2018 el suelo urbano pasó a ser mayor con 51,4% ocupando 10737 has y el área rural 48,6%; y en estos periodos la población pasó de 80000 en 1944 a 853000.

Es a partir de 1980 que se da un crecimiento  explosivo tanto demográfico como de expansión urbana, en cuanto en este año se tenía una población de 441000 habitantes, con un área cultivada de 9044 has, con una relación de 202,3 m2/hab. Pasa en 2018 a 852807 habitantes, con un área cultivada de 10144 has, con una relación de 118.9 m2/hab.; lo cual quiere decir que en los últimos 38 años las condiciones ambientales y riesgos climáticos se han agravado; lo que repercute en la salud de la población.

Esta situación de vulnerabilidad lleva al autor a proponer algunas estrategias para la conservación de las áreas agrícolas; pero no sólo queda en esto, sino que también  plantea propuestas para un uso racional del suelo y del agua, así como de la localización de parques urbanos y de aprovechamiento de las torrenteras en agricultura urbana. El Atlas Ambiental de Arequipa es por ello y por otros aspectos un tratado, casi enciclopédico, muy completo; y será un hito en este tema en el Perú.    

El Búho, síguenos también en nuestras redes sociales: 

Búscanos en FacebookTwitterInstagram y YouTube

        

Una respuesta a “Un Atlas Ambiental para Arequipa”

  1. Paco dice:

    solo teoría, práctica?……ni hablar, no hay nada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE