Cataratas de Ccapua: Paradisíaco rincón en Arequipa

Una caída de agua de más de 40 metros puede verse muy cerca de la ciudad. Aquí una breve guía para llegar

Viajes

Para llegar al lugar el excursionista debe dirigirse al distrito de Yura (Arequipa) en vehículo y bajarse en la fábrica de Cemento del mismo nombre. Allí las rieles del tren que se dirigen a Puno y Cuzco se constituyen en nuestro único derrotero y vía; hay que recorrer a pie por la vía aproximadamente media hora hasta que se divise el valle y cañón formado por el río ‘Aguas Calientes”, es preciso llegar a sus orillas y seguir río arriba.

Es aquí donde el camino se hace dificil debido a que el río se convierte en improvisada y única senda en la larga caminata. Además la zona ofrece un aspecto tétrico y a veces aterrador debido a lo angosto del camino y la oscuridad provocada por las paredes naturales de más de 80 metros de altura que impiden el libre paso de los rayos solares.

También hay obstáculos que superar, sobre todo las enormes rocas apiladas que se encuentran a lo largo del cañón formado por el río, el más cercano a la ciudad de Arequipa. Para superar estas pruebas es necesario el trabajo en equipo, por lo que es necesario ir en grupo. Después de una caminata de aproximadamente 40 minutos, salvando rocas de regular y gran tamaño; y cuando el cansancio arrecia, la vista se deleita con las primeras cascadas. Son pequeñas y suaves y se suceden una tras otra; sobresale una delgada de unos 25 metros, su aspecto acogedor.

Pero de todo lo bello que nos presenta Ccapua, el premio mayor se lo lleva la catarata del mismo nombre, también conocida como Corontorio, con una espectacular caída de agua de 40 metros de altura, semejante a una larga cabellera cana o a un asombroso velo de novia.

Pero no sólo la vista debe deleitarse, también es preciso que todo nuestro cuerpo lo haga. Para ello es necesario acercarse a la base misma de la catarata. En ese lugar se experimenta una sensación incomparable. Allí el agua se confunde con el aire producto de la altura y fuerza con que cae el agua; sin darnos cuenta el viento húmedo nos moja por completo.

En Ccapua, el descanso, el baño refrescante y el consumo de alimentos encuentran su mejor ambiente. Si desea acampar puede hacerlo, el lugar es bello aunque ya no tan limpio, pues la mayoría de visitantes no tienen el mayor respeto por la naturaleza y deja sus desperdicios en el lugar, actitud muy repudiable por cierto.

Escrito por Lorenzo Tacca para el Semanario El Búho de Arequipa

Síguenos también en nuestras redes sociales:  

Búscanos en FacebookTwitterInstagram y además en YouTube.

Suscríbete a La Portada, el boletín diario de noticias de El Búho. ¡Es gratis!

* campos requeridos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE