Artes & Letras

Música

Monstruos del rock

Para reincidir en aquello de "artistas en su etapa otoñal", llega a Arequipa un festival que retrotraerá las nostalgias de dos generaciones. La oferta argentina de "Los violadores", "Virus" y "Rata Blanca" se unirá a "Mar de Copas", "Trémolo", "Masacre" y "Hammelin", en un show que se anuncia como una maratón de medio día. Que viva el rocanrol.

Esperados. Este 5 de diciembre Rata Blanca tocará por primera vez en Arequipa.

El estadio de la UNSA es ideal para un show masivo. Que un rector cucufato haya decidido ponerle el nombre de "Estadio Mamita de Chapi" no lo condiciona sólo para albergar eventos religiosos más allá del fútbol que le dio su origen. No sólo de rezar vive el hombre.

Un concierto masivo se imponía para cerrar el año. Juntar a 7 bandas en un solo escenario obligaba a hacerlo en el Monumental. "Monstruos del Rock" será el último show del año en Arequipa, sin contar los conciertos de cumbia que se realizarán para celebrar el fin de este 2009.

A "Rata Blanca" se le conoce comercialmente por la balada "Mujer amante" que remeció corazones desde las radios en 1996. Pocos repararon en que la canción pertenecía al disco "Magos, espadas y rosas", lanzado en 1990. Pero para la música el tiempo es un albur. Siguieron sonando para las masas con "La leyenda del hada y el mago" y por ahí se dejó escuchar "Abrazando el rock and roll" y "Guerrero del arco iris". La movida metalera siguió su carrera, ya fuera del circuito comercial, la misma que los trae a Arequipa en su gira "Talismán".

Con "Virus" y "Violadores" no ocurre lo mismo. A finales de los 80’s, ambas bandas podían convocar masas con sus hits de radio "Luna de miel" y "Ultraviolento", respectivamente. Pero la muerte de Federico Moura, vocalista de "Virus" y la irregular carrera de "Violadores", terminaron con sus canciones como temas de karaoke y una que otra fiesta ochentera. "Virus" vuelve con nuevo vocalista, con chance a renovar viejos temas que no eran malos. "Los Violadores" tendrán que hacer un esfuerzo enorme para mostrar algo más que su "uno, dos, ultaviolento".

Con "Mar de Copas" se vuelve a lo mismo. Una de las pocas bandas de culto del país, siempre tiene a su fiel hinchada dispuesta a corear cuanto tema se les ocurra poner en el setlist. "Masacre" posee la misma convocatoria, pero en diferentes pasiones. Los segundos podrían destruir el estadio en un feliz pogo. "Trémolo" de Tacna posee el único éxito rockero comercial que ha salido de provincia y sonado con fuerza en Lima: "Enamorado de un ángel". Después, su tributo a "Rata Blanca" podría ser una antesala repetitiva. A los "Hammelin" hay que esperarlos. El costo de las entradas podría espantar hasta al más duro. (JAR)