BUTACA

JOS� LUIS VARGAS


Luna nueva

Monstruosa. Dakota Fanning tambi�n act�a en Luna Nueva.

Como casi en todo el mundo, nuestra ciudad se sum� a la fiebre que ha desatado el estreno m�s esperado de la temporada: Luna Nueva, segunda adaptaci�n del tetral�gico amor vamp�rico creado por la mormona Stephanie Meyer. Aqu� veremos m�s de esta estrafalaria historia, pero con dosis m�s risibles; es decir, la virginal y depresiva chica que tiene que luchar contra los ardores internos que le causa tanto su enamorado, un vampiro vegetariano, como el amante que es (ag�rrense) el hombre lobo.

Es decir, la segunda entrega de esta saga nos plantea uno de los temas m�s trillados del cine, el triangulo amoroso, pero con toques novedosos. Aqu� no se trata de seres comunes sino de personajes cl�sicos tra�dos del cine de terror con un a�adido m�s, la juventud y belleza, la dupla m�s exigente y sustanciosamente comercial del mundo postmoderno.

Ya sabemos que uno de los encantos de esta nueva saga es la explotaci�n del ideal moralista de las relaciones p�beres asexuadas; sin embargo, ese mensaje es trasmitido embusteramente, pues mientras los protagonistas luchan ech�ndose agua para alejarse de esas tentaciones, la cinta est� atravesada por cuerpos y poses altamente sensuales. Mensaje altamente contradictorio para el fem�neo auditorio adolescente, pues sabe que tiene que reprimirse mientras se relame los labios.

Innecesariamente larga, contada en un tono l�nguido, sin ninguna acci�n que la salve como ocurri� en la primera parte; es decir, una cinta que no entendemos por qu� ha causado tanto revuelo mundial y que, incluso en nuestra peque�a Arequipa, ha obligado a ampliar funciones hasta la media noche. Realmente inexplicable.