Coronavirus: llamados a la calma sin efecto, especulación y desinformación

Una compulsión por comprar víveres y desinfectantes, así como papel higiénico atacó a la población. Mientras tanto, el alcalde Omar Candia minimizó la pandemia y habló de una vacuna de no existe

Local Avatar

Desde que el brote del coronavirus se empezó a extender por China, información falsa o alarmista empezó a circular por redes sociales y hasta en medios de comunicación. Entre la vorágine por nuevos casos o ciudades en cuarentena, la moderación y la información responsable se hicieron la piedra de toque para no caer en alarmismo. 

coronavirus arequipa peru reacciones contraste

Arequipa y Perú no son la excepción a estos excesos. Con el primer caso confirmado en la región, cadenas con supuestas recetas contra el Covid-19 se difundieron en redes sociales y aplicaciones de mensajería. Mientras que usuarios de Facebook se hicieron con el nombre de una familiar del primer contagiado de la ciudad, y la agredieron verbalmente.

Diversas autoridades hicieron un llamado a la calma. El último miércoles, el presidente Martín Vizcarra tranquilizó a la población asegurando presupuesto adicional y medidas excepcionales para prevenir contagios.

Por su parte, el alcalde de Arequipa, Omar Candia, cuestionó la gravedad del brote y se aventuró con una afirmación optimista.

“Puede ser que en los próximos días tengamos la vacuna. Y no solo ello, que podamos entender que esta pandemia, su nivel de mortalidad, es bajísima. Incluso su nivel de morbilidad. Un infectado contagia de 2 a 4, osea no es un nivel de morbilidad que pueda hacer alta la tasa”.

Omar Candia, alcalde de Arequipa

En general, su afirmación no es verificable. Ciertamente, la morbilidad a la que alude el edil existe, aunque no es aplicable al coronavirus. Por este término se entiende a la cantidad de individuos infectados en un espacio y tiempo determinado. Es importante para comprender la evaluación y el retroceso de la enfermedad, las razones de su surgimiento y las posibles soluciones. Para los especialistas, aún es muy pronto para realizar este cálculo, dado el estadio temprano e irregular de la enfermedad. En la situación actual, una cifra de morbilidad resulta imprecisa. Pero lo más importante es que tampoco se refiere al índice de contagio.

PUEDES VER:  Arequipa: casos de Covid-19 crecieron tras el reinicio del transporte público

El indicador que evalúa el índice de contagio es el R0, denominado ritmo básico de reproducción de la enfermedad. Es el número promedio de contagios nuevos que genera un caso a lo largo de un periodo infeccioso. La enfermedad se considera infecciosa mientras su R0 sea superior a 1. Las más infecciosas son la sarampión y tos ferina, con R0 de 12 a 18. Mientras que enfermedades como el ébola o influenza tienen sus parámetros entre 2 y 3.

¿En qué nivel está el coronavirus? Según estimaciones, fluctúa alrededor de los 2,5. Empero, no es algo para tomárselo a la ligera. La gripe española, cuyo mayor brote se dio en 1918, tenía un R0 de 2,1 -y dejó millones de muertos-.

Asimismo, el ritmo básico de reproducción no es la única variable en juego. También entra en juego el tiempo de exposición, la forma de contagio y el estado del sistema de salud. A decir del propio Candia, nuestro sistema asistencial es desastroso. Y allí viene el verdadero problema con el coronavirus.

PUEDES VER:  Arequipa: casos positivos suben a 3 474 y dos personas fallecen en últimas horas

Prevenir contagios

Tal como enfatizó Candia, el coronavirus no es un virus letal. Su tasa de mortalidad ronda el 2,5%. Las principales víctimas son adultos mayores y personas que padecen otras enfermedades o condiciones de riesgo. Sin embargo, habría que recordar al edil que se habla de vidas humanas.

Empero, los virólogos no se fijan tanto en la mortalidad, sino en la tasa de hospitalización. En el caso del Covid-19, es bastante elevada. Si se produce una ola de infecciones que requiera hospitalización, el sistema de salud nacional quedará en riesgo de colapso. Más aún, a sabiendas del estado precario en que funcionan los dos hospitales principales de Arequipa: el Honorio Delgado y el Goyeneche.

Italia ya está pasando por eso. Con las medidas de contención sobrepasadas, sus nosocomios están al borde del colapso por la cantidad de pacientes. Las condiciones ideales de atención quedaron rebasadas y obligaron a la atención de pacientes en pasillos y salas de espera. Algo parecido a los centros de salud de nuestro país.

¿Modelo chino contra el coronavirus?

En la comparecencia, el alcalde se mostró como un ferviente admirador de la gestión que el gobierno de China tuvo para el coronavirus. En reiteradas oportunidades, pidió que el estado peruano entre en contacto con el país asiático y pida ayuda para resolver el brote.

PUEDES VER:  Arequipa: récord de 8 fallecidos en 24 horas y 3 335 casos de coronavirus

No obstante, no se trata de un escenario aplicable por completo a Perú. La contención realizada por China se centró en aislar una ciudad de 11 millones de habitantes y paralizar la mayoría de sus fábricas por varios días. Medidas drásticas que no corresponden a la etapa inicial del brote que enfrentamos. Aún así, si cabría el buscar convenios para obtener medicación, insumos y hasta asesoría médica.

Evitar extremos

En el polo opuesto, la histeria se abrió paso entre redes sociales y aplicaciones de mensajería. La mañana del jueves, algunos pobladores en Arequipa y otras ciudades del Perú se entregaron a la especulación. Ya sea con carritos de supermercado o carretillas de campo ferial, se abalanzaron a comprar productos sin ton ni son.

Los anaqueles de papel higiénico, alcohol y en gel y jabón líquido antibacterial acabaron vacíos. Mientras que otros tantos productos de pan llevar corrieron similar suerte. Colas eternas aguardaban atención en las ventanillas de los centros comerciales. Todo esto con solo dos casos confirmados en Arequipa.

Entonces, ¿las autoridades están calmando a la población de forma correcta? Al parecer no.

Síguenos en nuestras redes sociales: 

Búscanos en FacebookTwitterInstragram y YouTube.

Deja una respuesta

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE