Puno: enfrentamientos entre ejército y población aymara en Juli provocan 18 heridos e incendio de comisaría (VIDEO)

Al momento hay una gran tensión en el lugar por la llegada de refuerzos del ejército y la organización de la población con el refuerzo de las comunidades aledañas

- Publicidad -

Las protestas en la ciudad de Juli, en la provincia de Chucuito en Puno, dejaron este sábado 18 heridos a raíz de los enfrentamientos entre manifestantes y la Policía Nacional y el Ejército. La protesta debido a la indignación por la violenta represión policial a madres campesinas en la capital terminó con 8 civiles y 10 militares heridos. Al momento, todos fueron dados de alta, salvo una mujer. Julia Mamani, de 62 años, sigue internada en el hospital Rafael Ortiz Rabines por una herida por impacto en su pie derecho.

Los ocho civiles y los 10 militares fueron dados de alta antes de la medianoche del sábado. Las heridas no eran de gravedad. En un principio se indicó que uno de los lesionados, Pastor Calamullo Ticona, de 48 años, presentaba herida en el brazo derecho por proyectil de arma de fuego.

https://twitter.com/elbuho_pe/status/1632162214261014538?s=20

¿Cómo inició la protesta?

La primera medida de la protesta fue sitiar el Cuartel Militar que se instaló en el local de un ex hotel turístico. La población exigió a los militares y policías que se retiren del distrito, dentro de plazo máximo de 24 horas. En respuesta, ellos realizaron disparos al aire y fue cuando empezaron a lanzar piedras contra los militares. Inició un feroz enfrentamiento y balacera, incluso desde helicópteros se lanzaron bombas lacrimógenas para dispersar a la gente.

Algunos de los soldados que salieron del establecimiento fueron tomados como rehenes y conducidos por los manifestantes hasta la Plaza de Armas. Ahí les reclamaron por la violenta represión, y aunque un contingente militar llegó hasta el lugar para rescatar a los retenidos, los obligaron a desfilar en medio de la turba. Finalmente los liberaron.

Incendian comisaria

Sumado a las protestas, un grupo de manifestantes quemaron la comisaría de la ciudad de Juli. El grupo se dirigió a la sede policial y, tras atacar la infraestructura con piedras, quemó el recinto. Hay que recordar que los dirigentes en Puno iniciaron un paro general desde el último 4 de enero. Además, ha sido la única región que ha mantenido vías bloqueadas de manera ininterrumpida hasta la fecha.

Alcalde pide que no usen armas de fuego

El alcalde de la Municipalidad Provincial de Chucuito – Juli, Víctor Raúl Anchapuri Zapata, pidió al Gobierno y a las fuerzas militares y policiales “no utilizar armas de fuego u otros objetos que puedan herir a la población que se encuentra en pie de lucha” en su comunicado. Dirigiéndose al Gobierno central, ministros, Ejército del Perú y a la Policía Nacional del Perú pidió que no repriman a su pueblo, y que no usaran armas de fuego u otros objetos que puedan herir a la población que se encuentra en pie de lucha.

La población pide la presencia de organismos internacionales para garantizar el respeto a la vida de los comuneros.

El Ministerio del Interior, por su parte, junto el Ministerio de Defensa, emitieron el siguiente comunicado sobre los hechos suscitados este sabado en Ilave.

El Búho, para más noticias síguenos también en nuestras redes sociales:  

Búscanos en FacebookTwitterInstagram y además en YouTube.

Autor

Suscríbete a La Portada

Recomendación: Antes de iniciar la suscripción te invitamos a añadir a tu lista de contactos el correo electrónico [email protected], para garantizar que el mensaje de confirmación de registro no se envíe a la carpeta de correo no deseado o spam.
- Publicidad -

Artículos relacionados

Últimas noticias