Locales y centros culturales alternativos para las noches de Arequipa (I)

Locales que mantienen la convicción de permitir un espacio para las expresiones artísticas de la ciudad son, entre otros, El Wecco y Bohême, donde aun reina un espíritu de resistencia contemporáneo

- Publicidad -

Si en algo se ha caracterizado el ambiente cultural en Arequipa, es por su necesidad de crear espacios alternativos para una creciente generación de artistas en distintas ramas. Por esa razón, también ha sabido autogestionarse espacios para expresar esta creatividad, al margen de los espacios culturales institucionales.

Uno de estos casos (y quizá el más antiguo en actividad) es El Wecco, un espacio alternativo creado en 2004 y que, tras dos décadas de actividad, aún conserva su ímpetu por mantener viva la denominada “escena” en Arequipa. Paul André Lizárraga, más conocido como Pachul, conformó este espacio terminando el colegio, y ha logrado sostenerlo y hacerlo crecer con el pasar de los años y la persistencia.

En un principio el espacio se fundó en la calle Beaterio 137, cruzando el puente Bolognesi. Desde esta pequeña trinchera, en un principio, se forjaron y sucedieron una serie de eventos que no solo se circunscribían en la música, sino también poesía, eventos experimentales, etc. Pero también fue escenario para que llegaran bandas nacionales e internacionales de música.

De esta manera y con el pasar de los años, este espacio se reinventa en un lugar más amplio en la avenida Parra 207. Además, El Wecco junto al Tambo de Bronce crearon el denominado Espacio Parra, el cual ha sido reconocido por el Ministerio de Cultura como un Punto de Cultura, marcando así un hito para un espacio alternativo.

Bohême en Arequipa

Aunque un local un poco más actual, Bohême también se ha convertido en un espacio donde artistas de la ciudad pueden encontrar un apoyo para expresar las distintas disciplinas que cultiva. Ubicado en la calle Zela 207 (Cercado de Arequipa), en los últimos años ha sabido posicionarse en este espacio.

Como su descripción lo dice, están abiertos a la música, cine, teatro, poesía, pintura, ilustración, artesanía. Todo ello rodeado de una buena carta del restaurante, para poder acompañar durante las presentaciones que estén agendadas en el local.

El local se funda a finales de 2021, cuando la reactivación económica postpandemia empezaba a permitir el reinicio de emprendimientos en la ciudad. Víctor Zegarra Montes es quien cree en este ideal de tener un local céntrico. Pero también que pueda cubrir sus inquietudes y convicciones hacia la producción artística en la ciudad.

Aquí se han realizado lecturas de poesía, recitales de cantautores locales que empiezan a forjar una carrera, talleres de dramaturgia, entre otros. De esta manera, Víctor Zegarra mantiene este local cultural en paralelo con un podcast donde también permite un nuevo canal de difusión para artistas locales, además de grupos nacionales como Los Chabelos.

Así como El Wecco y Bohême, en la ciudad existen más locales que apuntan a apoyar a la difusión de la producción artística de Arequipa. Aunque casi siempre esto signifique ir contra la corriente.

Síguenos también en nuestras redes sociales:    

Búscanos en FacebookTwitterInstagram y además en YouTube.

Autor

  • Marco Zavalaga

    Estudió las carreras de Economía y Ciencias de la Comunicación en la Universidad Nacional de San Agustín. En 2013 inicia su trabajo en El Búho, donde permanece actualmente.

    Ver todas las entradas
- Publicidad -

Suscríbete a La Portada

Recomendación: Antes de iniciar la suscripción te invitamos a añadir a tu lista de contactos el correo electrónico [email protected], para garantizar que el mensaje de confirmación de registro no se envíe a la carpeta de correo no deseado o spam.
- Publicidad -

Artículos relacionados

Últimas noticias