Congresistas por Arequipa: ¿qué dice su producción legislativa sobre su primer semestre en el Parlamento?

Seis meses después de llegar al parlamento nacional, la producción legislativa de los seis congresistas por Arequipa es abundante, pero muy indiferente con la tierra que los eligió: los proyectos específicos se pueden contar con los dedos de las manos. También son indiferentes entre ellos mismos, pues no muestran indicios de trabajo en equipo; y casi siempre cada cual tira por su lado.

Informe
congresistas por arequipa congreso de la república bancada arequipeña

(Al 29 de septiembre del 2020) Entre el 21 y 25 de septiembre, los congresistas por Arequipa cumplieron con las labores de la semana de representación estipulada en el Reglamento del Congreso de la República. Se trató de la primera que se realiza con relativa normalidad en Arequipa desde el fin de la cuarentena focalizada, ya que los seis legisladores juramentaron a sus cargos el mismo día en que inició el estado de emergencia nacional por el covid.

Como si apremiara el recuperar el tiempo perdido, los parlamentarios programaron nutridas agendas. Casi todos visitaron distintas provincias, participaron tanto en reuniones como foros virtuales con la sociedad civil, y hasta tomaron parte de inspecciones a los nosocomios de la ciudad.

A pesar del ahínco con el que llevaron a cabo la semana de representación, lo cierto es que su producción legislativa a favor de la región no refleja la misma intensidad, sino todo lo contrario.

Más de seis meses después de hacerse de una curul en el Hemiciclo del Palacio Legislativo, lo cierto es que los seis representantes de Arequipa tienen una producción parlamentaria abundante. La suma total de sus proyectos de ley presentados, o en los que figuran como autores, es de 398.

La situación cambia radicalmente cuando nos fijamos en las iniciativas legislativas a favor de Arequipa, que ni siquiera pasa de un dígito. De los casi cuatrocientos proyectos de ley que rubricaron desde que asumieron sus labores representativas, solo 6 (1.51%) se centran en la Ciudad Blanca. Ni uno más, ni uno menos.

De la media docena de propuestas referidas a Arequipa, dos tratan sobre el mismo tema. Se trata de los proyectos de ley para declarar de necesidad pública e interés nacional la construcción, ampliamiento y equipamiento del hospital Goyeneche; presentados por José Luis Ancalle (Frente Amplio) e Hipólito Chaiña (Unión Por el Perú). Ambos fueron aprobados por el pleno y se encuentran en etapa de autógrafa, a la espera del visto bueno final del presidente Martín Vizcarra.

Las otras cuatro iniciativas continúan en comisiones. Dada la coyuntura de la emergencia sanitaria, el tema salud es reiterativo. Daniel Oseda (Frepap) plantea la construcción de un nuevo hospital de nivel III-1 para la ciudad. Además, tiene otros dos proyectos relacionados a alcantarillado para 20 distritos de la provincia. La proposición restante es otra de Ancalle, y versa sobre la remediación de los pasivos ambientales mineros.

En tanto, en el record de proyectos de ley de Edgar Alarcón (Unión Por el Perú), Rosario Paredes (separada de Acción Popular) y José Núñez (Partido Morado), la palabra ‘Arequipa’ no tiene ninguna mención en ningún extremo.

Otorongos desunidos

La poca producción legislativa alrededor de Arequipa se puede explicar por la casi nula coordinación entre los representantes de la región. Son escasas las ocasiones en que los seis aunaron esfuerzos sobre un tema concreto, y ellos mismos han reconocido que no es común que coordinen entre todos.

Una de las pocas ocasiones en que los seis parlamentarios participaron como grupo, en una actividad sobre la región, fue a mediados de agosto. En esa oportunidad se reunieron virtualmente con el gobernador Elmer Cáceres Llica, para tratar las alternativas disponibles para el destrabe del proyecto agroexportador Majes Siguas II.

Su falta de trabajo en equipo también queda de manifiesto en la producción legislativa. De los 398 proyectos de ley presentados, solo en 20 existe colaboración de al menos dos de los seis padres de la patria elegidos por Arequipa. De antemano, ninguno de ellos es referido al departamento.

En 19 oportunidades, la propuesta la firman dos integrantes de la bancada arequipeña. De estas, 17 corresponden a proyecto respaldados por Unión Por el Perú, partido al que pertenecen Edgar Alarcón e Hipólito Chaiña. En las otras dos, los tándems son conformados por José Núñez y Rosario Paredes; e Hipólito Chaiña junto a Daniel Oseda.

Solo el Proyecto de Ley N° 5652-2020 es refrendado por tres parlamentarios de Arequipa. Se trata de la iniciativa que elimina el voto preferencial para garantizar la paridad y alternancia de género en las listas de candidatos. Lo rubrican Ancalle, Chaiña y Núñez, y se encontraba en comisión desde julio.

En cuanto a producción individual, Ancalle, Oseda y Paredes son los que llevan la delantera. El primero aglutina un total de 61 iniciativas, de las que 9 ya se convirtieron en ley y una continúa como autógrafa. En tanto, el del Frepap suma 103 proyectos de ley, 6 leyes publicadas y una autógrafa. Por último, “Charito” cuenta 64 PL y 10 leyes publicadas en El Peruano.

producción bancada arequipeña congresistas por arequipa
Elaborado el 29 de septiembre.

Congresistas por Arequipa: entre polémicas y perfiles bajos

En su primer medio año como padre de la patria, integrantes de la bancada arequipeña protagonizaron algunas polémicas por sus antecedentes y acciones adoptadas en su labor de representación.

Edgar Alarcón es el que acaparó la mayoría de los reflectores. Llegó al Legislativo como uno de los nombres pesados de Unión Por el Perú, y con la venia del líder etnocacerista Antauro Humala, con quien conversa con regularidad.

El excontralor fue uno de los protagonistas de la última crisis política en el país, en plena pandemia. Recordemos que fue el encargado de alcanzar a Manuel Merino, presidente del Congreso, los audios protagonizados por Karem Roca y que motivaron un intento de vacancia presidencial en contra de Martín Vizcarra.

Con el fracaso de la vacancia, Alarcón terminó como una de las figuras más golpeadas del parlamento nacional. Audios recientes refieren coordinaciones de su parte con el abogado de Karem Roca, Fabio Noriega, para eximirla de responsabilidad en el caso Richard Swing. A la par, la subcomisión de Acusaciones Constitucionales declaró procedentes dos denuncias constitucionales en su contra, presentadas por la fiscal de la Nación, Zoraida Ávalos, por los delitos de enriquecimiento ilícito y peculado doloso.

Esto no pasó desapercibido en la Comisión de Fiscalización del Legislativo, donde se pidió el retiro de Alarcón de la presidencia del grupo de trabajo. El pedido partió de otro integrante de la bancada arequipeña, José Luis Ancalle, del Frente Amplio. De prosperar, Unión Por el Perú deberá escoger a otro integrante para que tome la posta en ese cargo.

La otra polémica la protagonizó Rosario Paredes, elegida por Acción Popular. A inicios de julio, el programa Panorama difundió un informe periodístico sobre denuncias de recortes salariales a los empleados del despacho de “Charito”. Los hechos motivaron que la fiscal de la Nación abra una investigación preliminar en contra suya.

Acción Popular también movió ficha en vista de las denuncias de recorte de sueldos. Así, dispusieron la separación temporal de Paredes de la bancada de la lampa. Se le otorgó una licencia que tendrá vigencia durante el tiempo en que se hagan las investigaciones en la Comisión de Ética del parlamento y en el Ministerio Público. No hay plazo a la vista.

Hipólito Chaiña también protagonizó un episodio menor. Médico de profesión, fue intervenido cuando participaba en una reunión del Sindicato Nacional Médico del Seguro Social del Perú, en marzo de este año. La Policía detuvo médicos y enfermeras por desacatar el estado de emergencia nacional. La actividad sindical le valió a Chaiña una investigación en la Comisión de Ética, que fue archivada a inicios de agosto.

A grandes rasgos, estos fueron los primeros seis meses de la representación parlamentaria de Arequipa. Con producción legislativa abundante, pero con muy pocos proyectos para la tierra que los eligió. Y no siempre figurando por acciones positivas. Los nuevos otorongos characatos no han cambiado tanto en relación a sus predecesores.

Síguenos en nuestras redes sociales: 

Búscanos en FacebookTwitterInstagram y YouTube.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRIBIRSE