15.8 C
Arequipa

Hace 20 años | Nacionalismo a lo Humala desde Arequipa: “estaremos un siglo en el poder”

Fusilar a los políticos corruptos es una de las propuestas del Movimiento Nacionalista Peruano (MNP). Fujimori, Montesinos y Alan García encabezan la lista de su dirigente nacional, Antauro Humala.

- Publicidad -

Los llamados etnocaceristas plantean la restitución de un decreto dictatorial de Simón Bolívar de 1824, en el que se establecía pena capital para aquellos funcionarios del Estado que robaran bienes públicos. ¿Quienes merecerían este castigo en Arequipa?, le preguntamos a Sandro Jara Coa, Secretario General Regional del MNP. “El Poder Judicial; el presidente regional; el señor de la universidad, Cornejo Cuervo …”, responde y sigue pensando. Finalmente incluye a los ex alcaldes Luis y Roger Cáceres.

“En su momento se haría una investigación. El que peca, debe de pagar”, puntualiza sin rubor alguno.

“La última esperanza”

Además de la pena de muerte para los políticos corruptos, el MNP hace apología del golpe militar y critica la democracia. El 21 por ciento de la población concuerda con ellos, según una reciente encuesta. Y aunque la misma investigación dice que más del 70 por ciento rechaza sus propuestas, el grado de aceptación sigue siendo una preocupación para quienes creemos en la democracia.

La gente dice que somos “la última esperanza de solución para el país”, afirma Sandro Jara y nos cuenta que diariamente, entre 30 y 50 personas se acercan pidiendo información hasta su local político, que ellos llaman “centro de operaciones”.

Otra propuesta política es el retorno a la Constitución del 79. Seguir con la Constitución del 93 significa ser discípulos de Fujimori para ellos, y de eso acusan tanto a Valentín Paniagua como a Alejandro Toledo. Para referirse al mandatario usan el nombre de Felipillo y lo acusan de ser

“madre de extraños y madrastra de sus hijos”, vaticinando además que será “el tercer presidente que salga fugado”, después de García y Fujimori.

Pro golpe

En repetidas oportunidades, la portada de su periódico “Ollanta” ha incluido titulares que demandan un golpe de Estado, y lo plantean como un “clamor” nacional. Esto y su agresivo discurso contra la democracia son los principales blancos de las críticas, y al mismo tiempo miel para la amargura de muchos ciudadanos que han perdido las esperanzas en la clase política. “La república criolla está agonizando y debe morir”, es otra de sus sentencias. Así

polarizan la historia: criollos y nacionalistas. Este sería el turno de los segundos para ocupar el gobierno. “No llegaremos al gobierno por cinco años. Si los criollos han gobernado cinco siglos, porque los nacionalistas no pueden estar un siglo. Se necesitan entre 20 y 40 años para el cambio”, es su teoría.

No fútbol

“Bienvenido sea que se cierre la ayuda extranjera. No somos pollos para que Estados Unidos venga a darnos de comer …”, sostiene Jara y asegura que el capital extranjero llega para apropiarse de las riquezas, dejando al país en un estado de pobreza y desempleo cada vez peor.

En el caso de los reservistas de Arequipa, por ejemplo, sienten que al dejar el servicio militar “salen del Ejército Peruano hacia uno más cruel: el ejército de desempleados”.

Rechazan los programas sociales por considerar que son utilizados por el gobierno para distraer a la gente. Así es que no deberían existir los comedores populares, el vaso de leche y… el fútbol. “Hay que encerrarlos 5 años hasta que aprendan a ganar”.

Durante la entrevista, Sandro Jara ha sostenido el discurso de su líder a piejuntillas, era de esperarse por su formación militar. Él sirvió en Ayacucho durante la época de emergencia y estuvo con Ollanta en su sublevación. De su experiencia en el ejército recuerda: “nos preparaban para ver al pueblo como enemigo”.

Organización en Arequipa

El presidente del MNP es Isaac Humala Nuñez. El segundo en jerarquía formal es Antauro Humala en su cargo de Secretario General. A nivel de la región, el secretario general del Comité Regional cumple además las funciones de Comandante del Batallón de Reservistas y corresponsal de prensa del periódico “Ollanta”.

Según Jara Coa, el movimiento cuenta en nuestra ciudad con 200 reservistas activos e igual número de militantes inscritos. Un 11 por ciento son mujeres. Sus actividades en Arequipa, que comenzaron el 2 de marzo de este año, están destinadas principalmente al adoctrinamiento de sus militantes y la difusión de sus impresos.

El movimiento distribuye actualmente el quincenario “Ollanta”, las revistas Rikchary y Aukana y el vademécum “Etnocacerismo”. Según sus cifras, quincenalmente se venden 140 mil ejemplares de “Ollanta” en todo el país, 30 mil de los cuales se distribuirían en Arequipa. Además, tienen en proyecto una nueva publicación de circulación exclusivamente regional que se llamará “El Patriota”.

Han implementado una empresa que ofrece desde servicios de gasfitería y vigilancia privada, hasta clases de cómputo. El próximo mes dictarán un curso de Defensa Nacional. Asimismo, están ocupados en la recolección de firmas para participar en las elecciones del 2006, seria contradicción para quien no cree en la democracia. Dicen haber recolectado 5 mil firmas en dos meses, dentro de la región. La meta es 130 mil firmas válidas a nivel nacional.

Surge Humala

El 29 de octubre del 2000, casi a la misma hora en la que Montesinos fugaba en avión rumbo a Panamá, el teniente coronel Ollanta Humala Tasso encabezó una sublevación en el Fuerte Arica, ubicado en Locumba, Tacna, de donde se dirigió hacia las zonas: altas de Moquegua. Semanas después se entregaría a la Defensoría del Pueblo y sería juzgado por sedición.

Durante un mes permanece en el Real Felipe hasta que en el gobierno de Paniagua se aprueba su amnistía. Meses después, con Toledo en la presidencia, Ollanta será designado agregado militar en la embajada peruana de París; su hermano Antauro se queda en el país y comienza a reclutar jóvenes reservistas hacia su llamada “causa nacionalista”.

Para Antauro, la estadía de su hermano en Europa es un exilio y así lo señalan sus artículos.

“Los vladigenerales (los 69 que firmaron la carta de sujeción), no permitirían que quien se había portado tan en contra de sus intereses amenace el orden institucional. Existe el temor de estos de que al tener mando de tropa este oficial pudiese volver a encabezar una nueva rebelión etnocacerista de mayo envergadura”, afirma.

Las preocupantes dimensiones que viene adquiriendo este movimiento extremista que ha revivido la ideología militarista que muchos creíamos superada, tienen su mejor aliado, sin duda, en la inconsistencia de la clase política actual. Y sus consecuencias, en Arequipa y el Perú, aún están por imaginarse.

Texto: Paola Donaire Cisneros | Publicado en Semanario El Búho No. 124 – 05 de diciembre de 2003.

Síguenos también en nuestras redes sociales:

Búscanos en FacebookTwitterInstagram y además en YouTube.

Autor

  • Semanario El Búho

    Las notas publicadas por “Semanario El Búho” fueron elaboradas por miembros de nuestra redacción bajo la supervisión del equipo editorial. Conozca más en https://elbuho.pe/quienes-somos/.

Suscríbete a La Portada

Recomendación: Antes de iniciar la suscripción te invitamos a añadir a tu lista de contactos el correo electrónico [email protected], para garantizar que el mensaje de confirmación de registro no se envíe a la carpeta de correo no deseado o spam.
- Publicidad -

Artículos relacionados

Últimas noticias