Inmigrantes arrojan piedras y palos a policías y dejan tres heridos en frontera con Chile

Cientos de migrantes continúan atrapados entre los puestos de control fronterizo peruano y chileno, sin condiciones vitales mínimas. Autoridades aún no encuentran solución

- Publicidad -

Un nuevo enfrentamiento entre los extranjeros varados en la frontera Perú-Chile con los policías dejó a tres efectivos del orden heridos. A un policía varón le ocasionaron un hematoma en la pierna derecha con una piedra y a dos mujeres policías en los antebrazos.

Al herido, el suboficial Flavio Cornejo Benavente, se lo llevaron al complejo fronterizo Santa Rosa. Y a las dos oficiales mujeres afectadas, las trasladaron al centro de salud más cercano.

Varios hombres de prensa informaron que a ellos también les arrojaron piedras durante la pelea en la que también emplearon palos.

Pese al accionar de la policía ya hay cerca de 70 inmigrantes del lado peruano y va a ser muy difícil que retornen a Chile. Esto, porque los carabineros lo impedirán como sucedió este sábado.

Aseguran que solo quieren pasar por Perú para llegar a Venezuela

Entre los migrantes indocumentados que están varados en la frontera -tras verse a obligados a dejar el vecino país del sur- hay mayoritariamente venezolanos. Pero también se encuentran colombianos y haitianos.

Los migrantes indocumentados no pueden retornar a Chile ni ingresar al Perú, dado que no tienen la documentación requerida. Y aunque aseguran que solo quieren cruzar por nuestro territorio para llegar a Venezuela, su situación ilegal, lo impide.

Ya van 18 días de incertidumbre para el grupo de unos 250 migrantes que están allí y, según se informa, sigue incrementándose en número. Están prácticamente viviendo en el desierto entre Perú y Chile, entre los complejos fronterizos de Santa Rosa (Tacna) y de Chacalluta (Arica), en la llamada Línea de la Concordia.

Los migrantes ponen a los niños por delante suyo con la intención que los dejen pasar a Perú.

Países siguen dialogando y llegaría un avión de Venezuela

Ambos países continúan el diálogo iniciado hace unos días y se están aplicando una serie de coordinaciones conjuntas para “mejorar el control del flujo de migrantes en la frontera común”, mientras adultos mayores, mujeres y niños esperan bajo el sol y sin condiciones sanitarias mínimas.

Por su parte, Alberto Otárola, jefe del Gabinete Ministerial, afirmó que no se permitirá que sigan ingresando extranjeros de manera ilegal al territorio nacional, ya que es necesario resguardar la seguridad de los peruanos y también la de los “buenos venezolanos” que están en el país.

Asimismo, dijo que la ministra de Relaciones Exteriores ya está en contacto con diversos países de la región para “atender la crisis migratoria y tener una solución en conjunto”.

Dijo además que “el Perú respeta los tratados internacionales y los tiene siempre presente, pero es inadmisible que ciudadanos ilegales ingresen al país de manera irregular y sin control alguno”.

El Canciller venezolano Yván Gil pidió el respeto de los derechos humanos de sus connacionales y “garantías” para enviar aviones de su aerolínea estatal que regrese a su país a los migrantes venezolanos que lo deseen libremente.

Síguenos también en nuestras redes sociales:    

Búscanos en FacebookTwitterInstagram y además en YouTube

Autor

Suscríbete a La Portada

Recomendación: Antes de iniciar la suscripción te invitamos a añadir a tu lista de contactos el correo electrónico [email protected], para garantizar que el mensaje de confirmación de registro no se envíe a la carpeta de correo no deseado o spam.
- Publicidad -

Artículos relacionados

Últimas noticias