Bukele se convierte en la estrella de la ultraderecha en Perú | Al Vuelo

Dina Boluarte deslinda responsabilidad en la compra de 41 millones de soles en vacunas vencidas de AIONIA

- Publicidad -

Comitiva de El Salvador concita la atención de alcaldes y congresistas en medio del furor por el ‘plan Bukele’

El cuco de la inseguridad ciudadana vende y la fauna política peruana lo sabe. Por eso no sorprende que varios quieran treparse a la tanqueta del autoritarismo populista del ‘plan Bukele’. Bastó con la llegada de una comitiva del municipio salvadoreño de Santa Ana para que alcaldillos y otorongos reaccionen como fans enamoradas. La Municipalidad de Lima lo trajo como invitado de honor a una conferencia sobre criminalidad, mientras que el alcalde de San Martín de Porres salió a ofrecer su distrito como ratón de laboratorio para que el gobierno de Dina Ercilia implemente un piloto del ‘plan Bukele’ en Perú. Los otorongos de la ultraderecha también se subieron al tren y organizan el evento ‘Plan Bukele, experiencias exitosas’. Juego de fachos, juego de villanos.

Dina Boluarte deslinda responsabilidad en la compra de 41 millones de soles en vacunas vencidas de AIONIA

La fiscal de la Nación, Patricia Benavides, presentó una denuncia constitucional contra el exministro de Trabajo, Alfonso Adrianzén, por el pago de S/ 41 millones de soles por vacunas vencidas a la empresa AIONIA. Ante este caso, Dina Boluarte deslindó responsabilidades y negó haber tenido conocimiento previo sobre el que se conoce como el primer caso de corrupción de su gobierno. En declaraciones a un programa dominical, Boluarte afirmó que tomó conocimiento del caso mediante los medios de comunicación. “Ni bien me enteré de las noticias, convoqué al exministro de Trabajo y Promoción del Empleo, el señor Adrianzén, quien me informó que dicho pago era un pago regular”. Al final, ¿ella se enterará de algo en su gobierno?

Presidente del Congreso se victimiza y asegura desconocer chats en los que su equipo insultaba a sus colegas de Cusco 

Ahora sí, le hicieron tremendo roche a Alejandro Soto. Un reportaje mostró escandalosos chats donde su propio equipo creaban cuentas falsas en redes sociales para defenderlo de sus detractores políticos e incitaban a desacreditar a los demás congresistas del Cusco. La denuncia dejó sin piso a sus acérrimos defensores que luchaban por “la defensa de la institucionalidad” y criticaban a quienes supuestamente están intentando desestabilizarla. Ahora son más los congresistas que le están pidiendo que dé un paso al costado o apuestan por la censura. Y como ya está acostumbrado, Soto salió a negar los hechos, haciéndose el loco y asegurando que desconocía los grupos de troles que trabajan para él. Pero dijo sacando pecho que iniciará una investigación interna para sancionar a los responsables. Solitos se embarran.

Síguenos también en nuestras redes sociales: 

Búscanos en FacebookTwitterInstagram y además en YouTube.

Autor

  • Pamela Zárate M.

    Periodista y editora audiovisual. Culminó sus estudios en la Universidad Nacional de San Agustín de Arequipa y se ha especializado en periodismo digital gracias a la formación de Google Adsense, Google News Initiative y la Fundación Gabo.

    Ver todas las entradas
- Publicidad -

Suscríbete a La Portada

Recomendación: Antes de iniciar la suscripción te invitamos a añadir a tu lista de contactos el correo electrónico [email protected], para garantizar que el mensaje de confirmación de registro no se envíe a la carpeta de correo no deseado o spam.
- Publicidad -

Artículos relacionados

Últimas noticias