El doloroso testimonio de Ruth Bárcena en el informe internacional de Human Rights Watch

Tenía un avanzado embarazo cuando encontró herido a su esposo en un hospital de Ayacucho, con disparos. Un grupo de militares se habría rehusado al traslado de médicos para atender a los heridos. “Los terroristas merecen morir así”, fue la respuesta.

- Publicidad -

Después del incidente en Ayacucho, en el que Dina Boluarte fue enfrentada por la esposa de uno de los asesinados en la masacre del 15 de diciembre de 2022, Alberto Otárola señaló a través de X —antes Twitter— que en una democracia debe primar siempre el “diálogo”. Además, el premier que era ministro de Defensa en el momento de la masacre, agregó que no hay justificación alguna para agredir a una mujer. Sin embargo, videos muestran la forma violenta en la que agentes de la policía tratan a Ruth Bárcena, aún cuando ya estaba reducida después de jalarle el cabello a Dina Boluarte.

Como se recuerda, en abril de 2023, Human Rights Watch citó en su informe el testimonio de la viuda de Leonardo Ancco Chacca (32), quien fue asesinado durante la represión del 15 de diciembre de 2022 en Ayacucho.

Ruth Bárcena tenía un avanzado embarazo cuando encontró herido a su esposo en un Hospital de Ayacucho, después de ver en redes sociales un video en el que él recibía disparos. Un grupo de militares se habría rehusado al traslado de médicos para atender a los heridos. “Los terroristas merecen morir así”, fue la respuesta que recibió Ruth de los agentes de seguridad.

- Boletín -

Fueron en vano los esfuerzos médicos por intentar salvarle la vida a Leonardo Ancco Chacca. Ruth, con tan solo 27 años, no solo perdió a su esposo, sino también a los gemelos que gestaba.

Dina Boluarte desconoce las muertes en Ayacucho y culpa a “las ideologías”

Después del recibimiento a Dina Boluarte en Ayacucho, ciudad a la que no se le responde por al menos 10 civiles asesinados, en actos que diversos informes internacionales han llamado “ejecuciones extrajudiciales”, la mandataria respondió a la multitud:

“Las ideologías que aún campean de manera minoritaria por el Perú no alimentan la pobreza, no alimentan la tristeza del alma. Solo generan miseria, atraso, pena y dolor, por eso acá estamos para colocar la primera piedra en obras concretas”.

Compartimos el texto con el que abre el informe “Deterioro letal” de Human Rights Watch con el testimonio de Ruth Bárcena Loayza, viuda de Leonardo Ancco Chacca

A las 2:50 p.m. del 15 de diciembre de 2022, Ruth Bárcena Loayza vio en las redes sociales que su esposo había recibido un disparo. Leonardo David Hancco Chacca, operador de maquinaria pesada de 32 años, había salido de casa esa mañana para unirse a una ola de protestas en el empobrecido y mayoritariamente indígena sur del Perú.

“Mi esposo amaba la vida. Estaba lleno de vida. No merecía morir así. Le quitaron a mi hija el derecho de tener un padre”.

—Ruth Bárcena Loayza

La pareja vivía en Ayacucho, una ciudad en los Andes peruanos donde, en la década de 1980, la población sufrió tanto la violencia extrema del grupo insurgente maoísta Sendero Luminoso como la respuesta brutal e indiscriminada de las fuerzas del Estado. La protesta de esa tarde tuvo lugar cerca del aeropuerto, a unos dos kilómetros del cuartel militar Los Cabitos, donde las fuerzas de seguridad torturaron y asesinaron a personas durante su campaña contra Sendero Luminoso en los años ochenta y noventa, y a unos tres kilómetros de la zona donde enterraron más de un centenar de cadáveres.

Bárcena Loayza, que entonces estaba embarazada, corrió al hospital y luego al aeropuerto en busca de su esposo. “Las balas volaban sobre mí, a mi lado”, recuerda. Los que disparaban eran militares, dijo. En un momento dado, vio a un militar que agarraba por el pelo a un joven que huía, cerca de una gasolinera Primax, 430 metros al sur de la entrada del aeropuerto. Dijo que vio al militar golpearlo con la culata de su arma y pisarle la espalda después de que cayera al suelo. “El militar le dijo: Terrorista, vas a morir. ¿Qué vienes a hacer aquí?”.

Lee también: Deterioro letal: Human Rights Watch condena la situación de los Derechos Humanos en Perú

A continuación, el militar le disparó en la pierna, relató Bárcena Loayza. Bárcena Loayza encontró a su marido en el Hospital Regional de Ayacucho con graves heridas de bala. Al día siguiente, una ambulancia lo llevó a él y a otros dos heridos al aeropuerto, donde el personal médico pidió a los militares que los trasladaran en una avioneta militar a un hospital de Lima. “Que se joda”, dice Bárcena Loayza que respondió un militar, “los terroristas merecen morir así”. La ambulancia llevó a los heridos de vuelta al hospital. Hancco Chacca murió en la madrugada del 17 de diciembre.

El 15 de diciembre de 2022, las fuerzas militares mataron a 10 personas e hirieron a decenas en Ayacucho. Estas 10 personas forman parte de los 49 manifestantes y transeúntes—entre ellos 8 menores de 18 años—que murieron tras resultar heridos durante las protestas ocurridas en el Perú entre el 7 de diciembre de 2022 y febrero de 2023. Más de 1.000 personas resultaron heridas, entre ellas cientos de policías.

Síguenos también en nuestras redes sociales: 

Búscanos en FacebookTwitterInstagram y además en YouTube

Milagros Gonzáles Sánchez
Milagros Gonzáles Sánchez
Bachiller en Ciencias de la Comunicación en la especialidad de Periodismo por la Universidad Nacional de San Agustín de Arequipa. Especializada en fact checkin, crónica, cobertura de Derechos Humanos, conflictos sociales, investigación y fiscalización legislativa.

Suscríbete a La Portada

Recomendación: Antes de iniciar la suscripción te invitamos a añadir a tu lista de contactos el correo electrónico [email protected], para garantizar que el mensaje de confirmación de registro no se envíe a la carpeta de correo no deseado o spam.
- Publicidad -

Artículos relacionados

Últimas noticias